La Página de los Cuentos
Tu comunidad de cuentos en Internet
[ Ingresa
|
Regístrate ]

Menu
Home
Noticias
Foro
Mesa Azul
Eventos
Enlaces
Temas
Búsqueda

Cuenteros
Locales
Invitados


Inicio / Cuenteros Locales / justine / La boda

 Imprimir  Recomendar
  [C:519323]

LA BODA
Se llamaba Alondra y era casi una niña. Ataviada con un vestido de colores vivos ceñido desde la cintura hacia el escote, dejaba casi al descubierto sus pechos tersos de piel morena, la falda le caía hasta los pies en un mar de volantes.
Las mujeres iban también vestidas de faralaes; con las mejillas encendidas mostraban un pañuelo de blanco encaje bordado manchado de una sangre rutilante y fresca, mientras zarandeaban a la virgen expuesta a gritos sobre sus cabezas. La joven agachaba sus ojos almendrados y negros, abatidos por el escarnio al que habían sido sometidos su cuerpo y su dignidad.
Él era varios años mayor. Vestía de negro desde los zapatos hasta el sombrero, tan constreñido bajo sus pantalones de seda, que no podía esconder el arrebato de la lujuria. Levantaba los brazos acercándose hacia ellas a golpes de cadera, al compás de las guitarras y el batir de las palmas. Su escote brillaba y los pelos rizados se pegaban a la cara siguiendo el zigzag sinuoso de las melodías flamencas. Las cadenas de oro tintineaban al ritmo como campanillas, sus mangas afaroladas ondulaban con la brisa suave del atardecer de verano.
Las lágrimas de Alondra se deslizaban como arroyos nacientes sobre las mejillas que caían desde su rabia, haciendo caprichosos dibujos sobre la piel de su pecho. Los casamenteros cruzaban miradas complacientes animados por los bailes y el vino, sin percatarse que no era la emoción del encuentro la fuente de su llanto. Alondra lloraba porque su nombre de pájaro no fue suficiente para poder volar en libertad.
Vienen a su cabeza las imágenes del deslustrado pupitre de la única escuela a la que acudía cuando la tribu acampaba en la explanada los meses de primavera y de verano. Pero este año los planes fueron otros para ella y las aulas se abrieron y cerraron a sus espaldas. Entre sus lágrimas vislumbra el pupitre de madera tallado con un corazón.
Bajaron las mujeres a la novia llevada en volandas a los pies del prometido. Se acomodaron ambos a lado del patriarca, y cuando el hombre moreno tomó las manos de Alondra el gitano les dio la bendición; como era la costumbre en las bodas de la tribu, alzó un jarrón de loza fina y lo precipitó contra los guijarros del suelo. Era el sello con el que el padre de Alondra cerraba su pacto. Nunca el jarrón podría reconstruirse, nunca ese matrimonio podría romperse. Iba en ello su honra.
Todos rompieron a cantar. Los bailadores se lucían ante los presentes y saltaban, y gritaban, y batían palmas rasgando con las notas de guitarras la noche que de a poco se hizo paso en la explanada. Las hogueras iluminaban ya el atardecer en el campamento, y un lamento prolongado creció de la garganta rota y oscura del cantador. La fiesta terminaba.


El patriarca buscó a la niña perdida entre las comadres, que precipitadas aconsejaban en el mejor proceder a la nueva esposa, y la condujo hacia el hombre rico que agitaba de nuevo las caderas rodeando la hoguera del cantador. Brillaban sus ojos de deseo.
Todavía Alondra mantenía los ojos agachados cuando el esposo la cogió en volandas de la cintura y se la llevó hacia la caravana, la cabeza embotada del vino, embriagada del canto, sumido en la fragancia del atardecer más fuerte que el incienso.
Una sombra a lo lejos hizo crujir el suelo bajo unos pies escurridizos. Era un chaval joven, casi casi, un niño. Agazapado contemplaba la escena y por sus mejillas también corrían las lágrimas. Sólo entonces Alondra levantó los ojos, adivinando su figura en la negrura de la noche.

Texto agregado el 29-03-2013, y leído por 367 visitantes. (20 votos)


Lectores Opinan
2016-05-29 20:02:10 ¿Donde estabas Justine?, pareciera que recién te descubro. Algo recuerdo de otros tiempos, pero hace mucho. Debo decir que me encanta cómo escribís. Muy, muy bueno. Un besote.***** MujerDiosa
2016-05-12 00:48:08 soy malo para leer cuentos, pero este tuvo algo que me engancho... arcano20
2016-05-02 20:55:51 Una boda gitana. Tres días de fiesta...****** grilo
2016-04-12 10:46:16 me encantó la buena descripción yosoyasi
2016-03-06 10:35:57 digno de ti.... mis * seroma
Ver todos los comentarios...
 
Para escribir comentarios debes ingresar a la Comunidad: Login


[ Privacidad | Términos y Condiciones | Reglamento | Contacto | Equipo | Preguntas Frecuentes | Haz tu aporte! |
]