TU COMUNIDAD DE CUENTOS EN INTERNET
Noticias Foro Mesa Azul

Inicio / Cuenteros Locales / LA_COLUMNA / Defender la Alegría como una Trinchera de la columna de los lunes de Carloel22 por Neus_de_juan)

[C:111961]

Defender la alegría como una trinchera
defenderla del escándalo y la rutina
de la miseria y los miserables
de las ausencias transitorias
y las definitivas
…
defender la alegría como un principio
defenderla del pasmo y las pesadillas
…
defender la alegría como una bandera
defenderla del rayo y la melancolía
de los ingenuos y de los canallas
…
de las endemias y las academias
defender la alegría como un destino
…
defender la alegría como una certeza
…
defender la alegría como un derecho
…
Defensa de la alegría
(Mario Benedetti)



Nosotros, individuos con destino trascendente, traemos en nuestro equipaje el bagaje de nuestra personalidad y el desafío de su proyección en la familia y en la sociedad.
Lo bueno y lo negativo, genéricamente hablando, conviven dentro de cada uno como debilidades a superar y fortalezas para apoyarse.

Diariamente nos vemos enfrentados a la vida con sus luchas y favores, sus problemas y aciertos, los que debemos ver como caras de una misma moneda que unas veces nos sirve de impulso y otras nos repliegan en nuestras desesperanzas.
Pero no siempre se responde de manera armónica a los desafíos. En muchas ocasiones podemos caer en los errores comunes de aplastarnos en la inercia en lugar de contrarrestar la marea inconsciente oponiendo resistencia.
En ocasiones son los miedos los que paralizan. Dialoguemos con nuestros miedos. El miedo al mañana, a la muerte, el miedo a los hijos, a la incertidumbre, el miedo a los cambios, a las relaciones interpersonales. Detectarlos y sobreponerse a los miedos es un paso insoslayable para seguir adelante en una postura positiva ante las luchas existenciales.
Vivir la vida de manera positiva es una elección.


Jorge Bucay nos dice que “La libertad consiste en ser capaz de elegir entre lo que es posible para mi y hacerme responsable de mi elección”.


Pero ello conlleva un trabajo introspectivo diario, pues las sombras de las negatividades que rodean al ser humano constituyen una batalla que debe librar para que sus objetivos trascendentes se impongan.

Combinando pensamiento, sentimiento y la posibilidad de obrar, el ser se libera, se enriquece, trasciende a los demás

Cuando se logran amalgamar esos tres elementos y se los conduce hacia objetivos de bien, se encuentra una poderosa razón para vivir con felicidad, con la alegría que brota de la serenidad de conciencia del que descubre lo que siente y piensa, y sus potencialidades.

Es posible vivir con alegría.
Es tal vez uno de los mayores retos, porque requiere una revisión de la mirada sobre los hechos y las personas, comprendiendo los primeros como parte del desarrollo evolutivo del planeta y a los segundos como iguales con diferente conformación interior y con sus propios estados de lucha, y con limitaciones de todo tipo.

No podemos juzgar al prójimo desde nuestra propia historia, sino con un sentimiento generoso de aceptación.


Expresa Ernesto Sábato:
“La bondad y la maldad nos resultan inacabables porque suceden en nuestro propio corazón. Son, indudablemente, el gran misterio. Esta trágica dualidad se refleja sobre la cara del hombre donde, lenta pero inexorablemente, dejan su huella los sentimientos y las pasiones, los afectos y los rencores, la fe, la ilusión y los desencantos, las muertes que hemos vivido o presentido, los otoños que nos entristecieron o desalentaron, los amores que nos han hechizado (…) ellos van delineando la móvil geografía que el alma termina por construir sobre la sutil y maleable piel del rostro. Revelándose así, a través de esa materia que es a la vez su prisión y su gran posibilidad de existencia.”

La alegría es el motor que imprime la fuerza al vivir. La alegría es quien propulsa y estimula a enfrentar las luchas, las vicisitudes, los desafíos.

En nosotros mismos está la fuerza que determina la decisión hacia una vida contemplativa y disconforme, o trascendente y aportativa.

El solo hecho de vivir, sentir, amar, debería dar al hombre la plenitud emocional que subyace inmanente en si mismo, y que solo debe reflotar, impulsar hacia arriba, sacarla a la luz.

“El mundo nada puede contra un hombre que canta en la miseria.”
(Ernesto Sábato)




Nieves Granero Sánchez
Valencia, 6 de Junio de 2005.





Texto agregado el 06-06-2005, y leído por 376 visitantes. (17 votos)


Lectores Opinan
27-06-2006 El poema de Benedetti lo tengo SIEMPRE en la cabeza. La canción construída con él por Serrat la escucho muy seguido. La nota está muy buena ! Ahora... guarda con citar a Bucay... andá a saber a quien plagió esta vez ese caradura!!! elnegropablo
05-10-2005 Unas sabias palabras tras esta reflexión que compartes con nosotros. Me quedo con recortes de todo pero destaco una idea; "Vivir la vida de manera positiva es una elección y la alegría es el motor que imprimer la fuerza de la vida para superar contratiempos." Gracias por compartir esto. ¿Sabías que hacen falta cuarenta músculos para fruncir el ceño, pero tan sólo quince para sonreír? Termino con un refrán que viene a cuento: No llores por no ver el sol pues las lágrimas te impedirán ver las estrellas. Bueno amigo, enhorabuena por el texto donde hoy cuelgo mis estrellas ***** Claraluz
31-08-2005 Los viejos hablamos de la alegria como fenómeno dual, el equilibrio de alegria, versus trsiteza... nos hace sensibles a las dos cosas, pero que inonveniente casarse con una de ellas... Defender la alegría, hasta donde sea defendible... excelente nieves... un abrazo y un beso ruben sendero
11-06-2005 Si la alegría dependiera siempre de nosotros, nos bastaría con ser fuertes para ser felices. Pero cuando las desagracias acuden a mansalva y enlagunan nuestro interior de lodo, ¡qué difícil se nos hace fabricar una sonrisa! Entonces cantaremos en la miseria para que nuestras lágrimas no nos impidan ver las estrellas. azulada
09-06-2005 Pues sí... la risa te quita la presión, te alivia, ver las cosas sin el dramatismo y sin la pesadez que da la pena... eso es quitarse un gran peso de encima... Estoy con los demás: has elegido unos textos estupendos, para una reflexión de esas que aportan y hacen enfocar las cosas de otro modo. Gracias por eso ;) Besazo anapolar
Ver todos los comentarios...
 
Para escribir comentarios debes ingresar a la Comunidad: Login


[ Privacidad | Términos y Condiciones | Reglamento | Contacto | Equipo | Preguntas Frecuentes | Haz tu aporte! ]