TU COMUNIDAD DE CUENTOS EN INTERNET
Noticias Foro Mesa Azul

Inicio / Cuenteros Locales / astarot / EL ETERNO CAMINANTE DE LA LUNA OSCURA

[C:115345]

No recuerdo una mañana tan gris, como la de ese día; te extrañaba a horrores, y no dejaba de pensar en ti. Decidí hablarte por teléfono, pero me pareció un método muy frió y distante para comunicarme contigo. Así que fui a encontrarme contigo a tu casa, estaba decidido a decirte lo que nunca pude; decirte que eres la luna que ilumina mi andar por la oscuridad, decirte que eres mi vos en las noches más silenciosas.

Así me encamine pensando en ti, iba cantando una canción que nunca aprendí, pero por ti salió, no se si fue la brisa que me rozaba la cara y los labios y añore a un mas los buenos ratos que pasamos juntos.
Ahora solo queda el ocaso.

Iba decidido a pedirte que fueras mi novia, iba convencido que así seria, pues oía tu corazón agitarse mucho cuando me acercaba a ti y cuando te acariciaba sentía tu corazón latir a un más rápido de lo normal, y yo sabia que era por mí, en esos momentos tu eras mía y yo de ti.

La verdad es que no sé por que nunca me atreví a confesarte mis sentimientos hacia ti, si yo sabia que me amabas como yo a ti, pero caí en una telaraña, como llaman a la timidez.

Faltaban solo unos metros para llegar a tu casa y nunca el silencio hizo tanto eco en mi.

No sé por que me desespere y empecé a correr hacia a tu casa, corrí y corrí, pensando en tus ojos en tus labios diciéndome que si, pensé en tantas y tantas cosas.

Al llegar a tu casa tu mama me recibo con un beso y un abrazo, yo me sorprendí pues eso no era muy natural en ella, aunque siempre se porto muy cariñosa para con mi parte, pero eso me pareció muy raro.

Después vino el eterno silencio.

No me atreví a preguntar por ti, pero el silencio lo dijo todo.

Tu madre me dijo que hacia uno meses que te habían diagnosticado leucemia y tu no querías que nadie se enterara ni si quiera yo, ella dice que no esperaba que el fin llegara tan pronto así que tomo a todos de sorpresa, sentí que me habían robado el aliento, como si hubieran cortado todos mis sentidos, quise llorar pero las lagrimas no aparecieron.

Ahora que ya paso una semana de tu muerte, te escribo esta carta esperando que donde sea que te encuentres lo leas y sepas que siempre vivirás en mi corazón. Ahora triste y enmudecido estoy sin ti.

Te pido que le ruegues a Dios por mí, que me cuide y me proteja, pues mi luz se me apago y vago por la senda de la oscuridad, vago sin guía y espero en mi camino, encontrarme contigo.

El mejor de tus amigos, por siempre en la oscuridad: El eterno caminante de la luna oscura.
©®

Texto agregado el 18-06-2005, y leído por 111 visitantes. (2 votos)


Lectores Opinan
25-06-2005 es un texto fuertisimo, lleno de angustia, pena, y mas que nada el sinsabor, de tener a la persona al frente y por no escuchar el NO te frenas y nunca dices lo que sientes, horrible, quedarse con ese sentimiento corazonpartio
18-06-2005 hay veces que es bueno encontrar la luz en la oscuridad juglar
 
Para escribir comentarios debes ingresar a la Comunidad: Login


[ Privacidad | Términos y Condiciones | Reglamento | Contacto | Equipo | Preguntas Frecuentes | Haz tu aporte! ]