TU COMUNIDAD DE CUENTOS EN INTERNET
Noticias Foro Mesa Azul

Inicio / Cuenteros Locales / gui / La intrigante historia del presidente títere

[C:157016]





Tercera parte

A mediodía, todo estaba listo para la gran final. Apolinaire Donoso había sido colocado delante del estrado y se habían hecho todas las pruebas del caso para garantizar una actuación más que convincente del candidato. El mecanismo funcionaba a la perfección y una gran cantidad de hilos absolutamente invisibles manejados por un complejo computador, permitían controlar hasta el más mínimo gesto del muchacho de tal suerte que nadie hubiese notado el artificio aunque se colocase a cincuenta centímetros del infortunado.

La fanfarria desplegó sus notas marciales anunciando el ingreso de Apolinaire. Un estruendo ensordecedor correspondiente a cien mil gargantas enfervorizadas que coreaban el nombre del candidato, precedieron la apertura del amplio cortinaje marrón que dio paso a la imagen del buen mozo Apolinaire. Este lucía obviamente un traje de color marrón que destacaba su cabellera rubia flotando levemente al viento, recurso prestado también por la computadora titiritera ya que en ese instante no había ninguna brisa.

Todo anduvo de maravillas, las aclamaciones, la voz de Apolinaire reinando sobre el vocerío, su enorme presencia escénica cuando se trataba de enfatizar alguna idea y la euforia de los dirigentes que ya apostaban sobre seguro y se congratulaban unos a otros, siendo el ingeniero quien se llevaba todas las palmas.

De nuevo ocurrió un imprevisto. Los brazos de Apolinaire se movían con desenfreno y en un pasaje del discurso cuando exclamaba con su voz galana:-¡No permitiré que nadie –entiéndase bien- nadie, se anteponga a los superiores deberes que como Presidente de la Nación me impondré! No bien hubo terminado la frase, los hilos de su mano derecha, ya sea por fatiga de material o porque estos ya no se aguantaban la vergüenza, cedieron al unísono y la diestra se desplomó sobre la tribuna golpeando secamente la madera y pasando a llevar grabadoras y micrófonos, los que salieron despedidos en todas direcciones. El gesto, que para la muchedumbre pareció premeditado, arrancó una ovación y desde el fondo surgió una especie de murmullo que a medida que crecía dejaba sentir con mayor nitidez el lema: ¡Apolinaire Presidente! ¡Apolinaire Presidente! Con los ojos llenos de lágrimas, el Ingeniero ordenó que se diera por terminado el acto y los encargados de la tramoya cerraron con celeridad las gruesas cortinas color marrón.
Los medios de comunicación ya daban por seguro ganador al bello candidato. Las encuestas hacían otro tanto y el día de las elecciones las urnas registraron un record de asistencia. A medianoche se conocieron los resultados: Apolinaire Presidente de la Nación con un 79% de los votos.

Pasado dos años, el Gobierno del títere era absolutamente exitoso. La economía había crecido en un 2%, los empleos se multiplicaron, la salud y la educación fueron gratuitas y todas las cifras eran de un azul radiante. Esto, hasta que sucedió la más grande y la más catastrófica de las desgracias: Ermógenes, el mentor del Partido, sometido a una presión sin límites y agobiado por el exceso de actividad, sufrió cierta noche un derrame cerebral y quedó tieso como una momia en su lujoso lecho de mármol de Carrara...

(Concluirá)



























Texto agregado el 13-11-2005, y leído por 178 visitantes. (3 votos)


Lectores Opinan
15-11-2005 inesperado hecho, voy corriendo... anemona
14-11-2005 Ayy, pero en este relato todos se enferman. Justo ahora que parecía que finalmente las cosas se arreglaban. Mis estrellitas y sigo. Magda gmmagdalena
14-11-2005 Cuando en política (como en otro campo de la vida), el esperpento, el tinglado y la tramoya son el único artificio donde fundamentamos el "bien" común o individual, o una de dos: fingimos ser engañados, o nos declaramos ciudanos masoquistas con derecho a ser vapuleados por el "maniquí" de turno. azulada
 
Para escribir comentarios debes ingresar a la Comunidad: Login


[ Privacidad | Términos y Condiciones | Reglamento | Contacto | Equipo | Preguntas Frecuentes | Haz tu aporte! ]