TU COMUNIDAD DE CUENTOS EN INTERNET
Noticias Foro Mesa Azul

Inicio / Cuenteros Locales / cerodias / ... y mi historia cambió III

[C:181827]

Llegó el último adiós, la verdadera despedida...
Ya encontraste el sendero que transitar, ya diste tu SÍ y el primer paso por el camino hacia la eternidad. Ya no valen los reproches, ni cuentan las sonrisas. Tus nervios son aparentes. Mis ojos expresivos. Mis lágrimas tiemblan y no dejan de caer...
Soy feliz... ¿quién lo creería? Soy feliz... Porque SOS feliz. Te quiero así... Nervioso. Sonriente. Emocionado. Sincero. Decidido. Tímido. Seguro. Inquieto. Firme. Sencillo. Transparente. Apóstol. Servidor. HUMANO. Te quiero lejos. Te quiero donde debés estar. Te quiero en TU camino, en TU destino.
¿Me dejás abrazarte? Es mi último adiós. El único... Qué mi abrazo exprese lo que no dicen las palabras, que te quiero "así".
¿Me regalás una sonrisa más? De esas que me transmiten la paz que necesito. De esas que el Señor pone en tus labios. ¿Alguna palabra que querés que recuerde? "Camino" "Dios" "Fe" "Oración" "Felicidad" "Amor" "Fidelidad" "Eternidad".
¿Ahora puedo regalarte yo mi sonrisa junto con mi abrazo? -Gracias-. ¿Alguna palabra que decirte? "Gracias" "FE" "Gracias" "AMISTAD" "Gracias" "DIOS" "Gracias" "CRECER" "Gracias". ¿Una frase? "Qué tu esencia no cambie"
¿Qué más queda? Una mirada sincera... Una mirada eterna... Una mirada que el tiempo no borre ni cambie.
Adiós...

Estoy buscando mi camino... Nos encontraremos al final de este recorrido junto a Él.
Veo sólo un par de huellas en la arena... El camino se hace estrecho, es oscuro; pero mi Dios me lleva en brazos. No tengo miedo, Él está conmigo. Voy a ser fuerte, Dios me QUIERE entera, me NECESITA entera. Un "instrumento" quebrado de nada sirve. DEBO estar entera y seguir amando y entregándome por cada ser, aunque en mi interior mi corazón esté luchando por seguir latiendo, por seguir dándome esa vida que quiero entregar...
No sé cuál es el camino, pero mis pasos continuan. No quiero detenerme, temo distraerme y no volver a encontrar a mi Dios. A Él que es mi guía, aún cuando no puedo ver el sendero que transito. Siento que me acerco, pero no puedo ver nada. Necesito una señal, saber que no está tan lejos, que debo seguir caminando...
En este recorrido dejo en Sus manos lo que soy y lo que tengo. Me despojo de lo que me impide seguir caminando y de lo que creía que me daba vida. Cada entrega es un salto hacia ÉL. Cada caída es acompañada por una caricia, por un abrazo Glorioso que todo lo cura... Te entrego mis pasos, mis tropiezos y mis caídas. Mis lágrimas y mis reproches. Te ofrezco mis faltas de fe y mis sufrimientos. Te doy lo que soy, para poder encontrarte al final del camino. Para que, Dios mío, pueda encontrar el abrazo eterno, que mientras me encontraba perdida, busqué en otros brazos...

19:15 11/02/2006

Texto agregado el 17-02-2006, y leído por 52 visitantes. (0 votos)


Lectores Opinan
28-02-2006 Renunciamiento. Esa es la palbra que me viene a la mente al leer to trabajo. Muy bueno castillo
 
Para escribir comentarios debes ingresar a la Comunidad: Login


[ Privacidad | Términos y Condiciones | Reglamento | Contacto | Equipo | Preguntas Frecuentes | Haz tu aporte! ]