TU COMUNIDAD DE CUENTOS EN INTERNET
Noticias Foro Mesa Azul

Inicio / Cuenteros Locales / lady / Mariposa

[C:187873]

MARIPOSA


Siempre me llamaron la atención las mariposas. De chica corría tras ellas, me sentía viento y río. Al vuelo, mi cabello ondulaba como una cascada y mis ojos se trepaban en las montañas y veredas con el mismo rubor de la aurora.

Las mariposas siempre rondaron mi camino: livianas, en círculos, ligeras, al galope, siempre al galope. Y sí, me enseñaron a amar a la vida en tonos de fiesta.

Pasaron los años, me sentaba en la banca del parque y me brotaban alas blancas, circulaba en los abetos y me posaba en el polen de las estrellas.

Fui testigo del afecto que una mariposa le profesaba a una flor, quizá la más bellas del jardín pero también la más petulante. Aquella abría en primavera, desangraba pétalos en el invierno y almidonaba el día con sus destellos de rosa.

Compartí los temores de la mariposa, su inquebrantable paciencia y el terrible desasosiego al sentir el desprecio de su amada, no obstante jugaba a sombras y luces, cerraba sus membranas en el ocaso y se extenuaba de noche. Es inútil todo lo que les pueda contar, pues ustedes saben que el enamorado es capaz de hacer cualquier cosa por conseguir el afecto de quien ama.

Un día el destino le jugó una mala pasada al insecto en cuestión.

Iniciaba el mes de mayo, la mañana empezaba a despuntar y la princesa, en un acto inusual, miró a quien tanto le insistía y entre coqueteos, sonrisas y flores, aprobó el cortejo de la crisálida quien en vuelos de danza, de forma, camuflaje y coloridos, atraía a su presa. Así, el jardín se tornasoló de rojos brillantes, naranjas y amarillos y algunos tonos de blanco. La mariposa se reflejaba en el espejo y un brillo especial cubría su estilada figura.

Todo iba a pedir de boca hasta que un maldito chiquillo le lanzó un balde de agua, la mariposa por más intento que hacía no pudo ocultarse de su depredador, ya con las alas mojadas, el angelito se le acercó deliberadamente y en un acto repugnante levantó su pie izquierdo y en un salto se lanzó sobre ella. La pobre mariposa quedó destripada y embarrada sobre el frío cemento. Las luces se apagaron y la flor nunca más abrió.


Lady López

Texto agregado el 12-03-2006, y leído por 172 visitantes. (5 votos)


Lectores Opinan
13-03-2006 Tan bellas las mariposas y esos colores que reflejan alegría, que final más cruel me dio mucha pena***** clear
12-03-2006 ***** alfredo_risso
 
Para escribir comentarios debes ingresar a la Comunidad: Login


[ Privacidad | Términos y Condiciones | Reglamento | Contacto | Equipo | Preguntas Frecuentes | Haz tu aporte! ]