TU COMUNIDAD DE CUENTOS EN INTERNET
Noticias Foro Mesa Azul

Inicio / Cuenteros Locales / La_columna / El TRABAJO visto desde la etimología. Escribe Iwan-al-Tarsh, invitado a La Columna de los lunes

[C:202092]


Hacia fines del siglo XIX, luego de reiterados reclamos por parte de los trabajadores de casi todo el mundo, (reclamos tales como una jornada laboral de 8 horas y salario digno), el Congreso de París de la Segunda Internacional acordó celebrar el “Día del Trabajador”
el 1º de mayo de cada año.
Hoy, siglo XXI, en el mundo moderno, avanzado, con nuevas tecnologías y más, paradójicamente siguen siendo muchísimos los que piden “trabajo”, “trabajo digno”.

En el espacio de los lunes en La Columna, Roberto Tarsh, nos acerca su reflexión sobre “trabajar” desde el análisis etimológico. ¡Bienvenido!

Shou

……………………………………………….................…….


EL TRABAJO VISTO DESDE LA ETIMOLOGÍA

Según lo afirma Joan Corominas, “trabajar” proviene del latín vulgar tripaliare (torturar), derivado a la vez de tripalium, especie de cepo formado por tres maderos cruzados.
Cierto es que no todos los etimólogos coinciden: el mismísimo Rodríguez Navas se inclina por otra trayectoria, que vendría del griego trapeex, pasando por el latín trabea (perteneciente a la viga)

Con todo respeto por el ilustre autor del “Diccionario Completo de la Lengua Española”, parece más verosímil la propuesta de Corominas (por otra parte aceptada por la RAE.), porque uno intuye que la compulsión y el castigo tuvieron que ver, con el trabajo, mucho más que las vigas… ¿Es necesario, acaso, recordar que existió la esclavitud, por no decir que aún existe?

Al parecer también lo vislumbró así Roque Barcia en sus “Sinónimos Castellanos”, aunque no se haya ocupado allí del origen de la palabra. ¿Por qué habría afirmado, de otro modo, que el hombre, cometido el pecado original, fue condenado al trabajo?

Obsérvese que si trabajo equivale a tortura, o a condena, entonces “trabajo digno” sería una contradicción y “trabajo forzado” un pleonasmo.

Tampoco se puede ignorar, naturalmente, que la lengua evoluciona y que el significado de los vocablos se va alterando, pero en este caso el proceso parece estar teñido de cierta dosis de hipocresía: lo que en principio parecía denigrar termina dignificando, sin que esté para nada clara la razón del giro, ni su oportunidad.
Más bien parece tratarse de una cuestión de oportunismo, de conveniencia.

Esta visión es algo diferente de la histórica, tal vez porque los poderosos siempre estuvieron atentos a supervisar el modo en que se escriben las crónicas y no prestaron igual atención a la silenciosa etimología…

De haber en ella algo de razón, vale decir: si es cierto que la humanidad trató la cuestión del trabajo con cierta hipocresía, no debería extrañarnos que una nueva celebración del día del trabajo nos encuentre, el próximo primero de mayo, con una serie muy significativa de conflictos sin resolver.

No abusaré de la paciencia de nadie enumerándolos: todos los conocemos. Sólo me preguntaré qué se puede aportar desde el quehacer literario.
Mi pobre conclusión es “poner las cosas en blanco sobre negro”, combatir la hipocresía, denunciar el cinismo. En resumen, laborar por el triunfo de la verdad sobre la mentira.


Roberto Tarsh : Iwan-al-Tarsh
Argentina, mayo de 2006

Texto agregado el 01-05-2006, y leído por 1867 visitantes. (20 votos)


Lectores Opinan
09-07-2006 Oiga vd, yo lo había leído ya, pero nunca en este difícil arte del ensayo o el artículo y debo decirle que lo he disfrutado mucho: muchísimo. Fue una muy grata sorpresa. Muchas gracias. rnahimla
17-05-2006 ***** Ciiara
08-05-2006 Muchas gracias por las palabras de la columna. Personalmente siempre envidié a las personas que trabajan en lo que aman. Para ellos el significado etimológico no cuenta porque encontrarán siempre placer del fruto de su trabajo aunque les cause esfuerzo. ninive
07-05-2006 Borrar la palabra, (incluso en la Columna de cualquier día, ya sea la Columna del miércoles o la del domingo); eso ES MATAR, es asesinar el pensamiento de un ser vivo, asesinar la vida. Escribir es un trabajo, porque trabajo significa construir también, ya sea el pensamiento, las ideas, o la tierra. Sembrar la tierra es alimentar la vida y el pensamiento. Un día importante sin duda, el 1º de Mayo, lo de menos es lo que aquí algunas cuentan, "dicen que cuenta la historia" inteminable de la hiporcresia, lo importante es EL RESPETO A LA PALABRA, A SU DIGNIDAD, y al trabajo que implica escribirla ¡CUANDO ES PALABRA LO QUE SE ESCRIBE, SEÑORAS Y SEÑORES! ¡No palabrería fácil y barata! maravillas
04-05-2006 Gracias por compartir esta reflexión en un día tan especial como es el 1º de mayo. Creo que una de las mayores satisfacciones para un ser humano es estar convencido de la justeza de las propias posiciones y luchar por el triunfo de la verdad sobre la mentira y el fraude. Sin embargo, ocurre que en la gran diversidad de intereses y desinteres en los que el hombre está inmerso, no siempre los criterios de valor, moral, y respeto son los mismos. Un abrazo. Shou
Ver todos los comentarios...
 
Para escribir comentarios debes ingresar a la Comunidad: Login


[ Privacidad | Términos y Condiciones | Reglamento | Contacto | Equipo | Preguntas Frecuentes | Haz tu aporte! ]