TU COMUNIDAD DE CUENTOS EN INTERNET
Noticias Foro Mesa Azul

Inicio / Cuenteros Locales / eslavida / Los primeros días de rodaje

[C:205951]

Miras hacia la playa, se ve gente en toda la orilla, tal parece que se ha formado una barrera humana. Comienza a acercarse la hora y aquí estamos esperando aunque sin poder tener un ratito ocioso. Pronto ves como una ola que se acerca hacia el paseo, parece como si el mar se hubiera enfadado con ellos por el atronador ruido del los estómagos reclamando algo para llenarlos.

Lentamente se van acercando. Los primeros comienzan a llegar y. comienza la fiesta.

Es mi primer año sirviendo mesas y no si ni como salir de esta. Al principio se sienta una mesa y piensas, todo bien, poquito a poco, el único inconveniente es que se han sentado en la más alejada pero bueno, no pasa nada. Toda amabilidad, aunque los pies ya te están matando vas hacia ellos, les explicas el menú, te piden menú biennnn, esto ira rápido. Te diriges a cocina y pides tu nota, preparas todo el acompañamiento, sirves la bebida y sorpresa, al encaminarte de nuevo a barra descubres que tienes dos mesitas mas. Les tomas nota y tu misma te sorprendes de cómo salen las cosas.

La cocina esta un poco parada, no salen platos apenas, claro que son tres personas entrando notas. Aquí ya empiezo a ponerme nerviosa, las cosas se me retrasan, decidida entro en cocina y me pongo un delantal dejado en la puerta esperándome para la ocasión.

-¿Que falta Vane? Y Vane ni me contesta, solo me señala un montón de papelitos puestos uno encima de otro. Joer, pienso al tiempo que veo otra mesa sentándose, hoy no salimos de esta.

Mientras ella esta preparando las primeras notas decido aligerar y me sirvo el menú de mi primera mesa, me quito el delantal y salgo, sirvo la mesa y tomo nota a la siguiente, que bien también menú con lo cual se que la tendré rapidito. Me vuelvo a cocina. Vane me mira con alivio cuando me ve entrar. Intento sacarle algunas notas, la chica que tiene ayudándole no sabe apenas hacer casi nada, es su primer año de trabajo y se le nota aunque la pobre lo intenta, se pone nerviosa si me ve por hay danzando. Entre las dos sacamos algunas notas más hasta llegar a las mías y vuelta a salir y servir mis dos mesitas restantes. Ahora ya tengo que empezar con los postres de la primera y tomar nota a una nueva que termina de sentarse en este momento, no se donde ir primero.

Como es principio de temporada en barra no hay nadie y tiene que entrar cada uno a ponerse las cosas. Tomo nota del postre y comienzo con la mesa nueva al tiempo que veo que entran dos de las mesas reservadas y seis personas que me preguntan si tengo sitio dentro ya que en terraza no queda nada libre. Ahora ya empiezo a estar mmmuuuyyy agobiada.

Como más bien se puede se va terminando todo. Total han pasado dos horas cuando miras el comedor y ves el desastre, tan limpito y recogido que estaba todo y uuufff. La zona de la terraza no se queda corta. Hay vasos, platos, cubiertos por todas partes, pero..casi no hay gente biennnnn, y veo que hasta tengo dos camareras que hacia una eternidad que no veía.

Se comienza a recoger distribuyendo como mejor se puede el trabajo para que cueste lo menos posible. Cuando se va viendo una claridad aparente entro en cocina, Vane esta cansada, es normal, la cocina es horrible y yo lo se. Vamos preparando la comida para nosotros y mientras recogemos. También aquí comienza a verse la luz.

Por fin estamos sentadas a la mesa. Al principio casi ni se habla, ni se come, ni na, el cuerpo parece que no responde. Poco a poco vuelven las ganas de hablar, en este ratito lo pasamos bien, comentamos algunos incidentes y nos reímos con ganas. Llega la pelea por ver quien se levanta para hacer los cafés, nadie esta dispuesto, me hago el animo y pregunto quien quiere café, hoy todos queremos café, siempre me pasa lo mismo, cuando se levanta otro solo son dos como mucho tres y hoy, que casualidad todos quieren café, bueno ya que me levante los haré que remedio, el único inconveniente es que como si pudieran olerte en el momento que estas en la barra empieza a entrar gente, que si una botella de agua, que si unos helados, que si unas papas y empiezas a maldecir mentalmente, si no tenia que haberme levantado yo joer, y ya claro ni tomar café en la mesa ni na, de mala manera en la barra y a comenzar de nuevo que llega la hora del refresco, y con suerte, pues al estar en principio de temporada no hay cenas, menos mal...
Sobre las nueve toca recoger, cosa que lleva casi una hora y a casaaaaa.
Cuando te ves metida en el coche ni te lo crees, llegas a casa, los pies y la espalda te están matando. Lo primero una ducha que supuestamente te deja como nuevo, a mi no desde luego porque cuando salgo y me siento ya no soy nadie.

Por fin estas en la cama con un sueño que no veas, no se encuentra la posición adecuada, si te giras de un lado te duele la espalda, del otro el brazo, los pies parece que tengan pinchos que se van clavando poco a poco, de vez en cuando algún tirón que te arranca un grito, total que tan cansada como se llega y te pasas la noche dando vueltas y sin dormir apenas, pero claro son los primeros días, al llegar agosto, como no sabes ni quien eres te da lo mismo todo, y comenzando septiembre a descansar una temporadita y dejar que el cuerpo se oxide, si no ¿como vas a disfrutar después los primeros días de rodaje?

Texto agregado el 16-05-2006, y leído por 288 visitantes. (21 votos)


Lectores Opinan
01-06-2006 Me gusta tu estilo para contar las cosas de todos los días. Muy bueno. gamalielvega
23-05-2006 Excelente!! honeyrocio
23-05-2006 ***** martinpescador
21-05-2006 que trabajooo! me dolio la espalda, los brazos y las piernas de solo leerlo .***** sonrisa
20-05-2006 que buen texto!!! felicidades! Soy_Naixem
Ver todos los comentarios...
 
Para escribir comentarios debes ingresar a la Comunidad: Login


[ Privacidad | Términos y Condiciones | Reglamento | Contacto | Equipo | Preguntas Frecuentes | Haz tu aporte! ]