TU COMUNIDAD DE CUENTOS EN INTERNET
Noticias Foro Mesa Azul

Inicio / Cuenteros Locales / brunoporterceravez / Olvido Crónico

[C:276058]

… Las imágenes de ese día vuelven a mi cabeza inconscientemente, aún recuerdo el sonido de la lluvia cuando caía sobre el cemento, el agua caía sobre mi cabeza mojando cada rincón de mi cuerpo, casi no había gente en el lugar. Mis pensamientos estaban atrofiados por causa del impacto que producía en mí esa situación. Ver su cara cubierta de lágrimas, sus ojos caídos, a la vez brillantes, delineados cuidadosa y naturalmente. Su boca modulando cada palabra con una angustia casi insoportable.
Quizás me negué a analizar cada una de las palabras que me decía, a tapar parcialmente mi rostro con una máscara transparente para justificar mi insensibilidad hacia el tema, falta de interés respecto a las posibles soluciones que alguna vez pensé en proponer. Lo único que podía hacer era mirarla… mirar su cara, sus gestos, su inalcanzable mirada, sus ojos tristes, intentaba aparentar una actitud fuerte, pero era prácticamente imposible. La conocía demasiado, sentía cada una de las sensaciones que ella me transmitía sin mayores intenciones. Su cara me demostraba un vacío inmenso, carente de cariño, esperando una respuesta de parte mía, un acto que la ayudara a tranquilizarse y que a la vez la sorprendiera. En el fondo, quise hacerlo, pensé en hacerlo, pero en ese momento mis reacciones eran nulas.
Palabras absurdas pasaban por mi cabeza, sin explicación, tal vez sin ningún fin. Ambos estábamos totalmente desconcertados, aunque ella no lo asumía, quizás causa de su orgullo sin sentido. Ideas surrealistas volaban por mi cabeza, dentro de las posibles opciones que tenía, solo asimilé una. Quizás no la mas correcta, ni la mas indicada para el tipo de situación. Mi cobardía superó a la razón, pasó a llevar mis sentimientos hacia ella.
Abandoné el lugar, sin decir muchas palabras. Solo disculpándome de la manera mas fría y distante que había tenido con ella. La miré como nunca antes lo hice, como si fuera la última vez que pudiera verla. Como si nunca más pudiera sentir su olor, sentir su presencia, ese cariño que inexplicablemente me hacia olvidar todo lo negativo, lo que no me gusta recordar. Nunca había sentido eso… jamás, y dudo que pueda sentirlo con otra persona, nunca conocí a alguien como ella. Nunca conocí a una mujer que soñara despierta, sin miedo a los límites de la verdad.
Estaba desconcertada, no entendía absolutamente nada. Al darme vuelta y abandonar el lugar no soporté las ganas de verla, de escuchar un “te quiero” vagabundo que apenas se escuchara. Quizás mi reacción no fue la mejor, pero no pude hacer otra cosa. No canalicé bien mis sentimientos. Contuve mis ganas de llorar, de abrazarla, de decirle cuanto la amaba. La angustia se hospedaba en mí, la cobardía superó la razón. Creo que ella lo notó, aunque no lo quisiera, era más que notorio. Mi intento por parecer que no me importaba era totalmente ridículo, sin ningún fin. Pero que más podía hacer… nada. Todo, absolutamente todo lo que hice se malinterpretó, quizás mi orgullo me impida explicarle algunas cosas, o probablemente ella me intimide.
Le dije que no la amaba, que mi mundo no era ella, que jamás la quise. Todas, mentiras que jamás podré remediar. Poco creíble, sin ella no podría vivir, no podría ser el mismo. No podría albergar mis sentimientos en una imagen completamente falsa. Algo impropio e inoportuno.
Ella no lucho contra eso, ni siquiera quiso ni pudo hacerlo. Probablemente no quería, no tenia razones por que hacerlo, razones por la cual luchar y pedir una explicación que la hiciera sentir conforme. Me arrepiento de todo lo sucedido, mi mayor anhelo es tenerla otra vez. Compartir con ella un mundo casi irreal creado por mí, fortalecido por sentimientos que al final fueron inútiles.
Las conclusiones son hipócritas, un tanto vacías, negando sentimientos propios. Vivir con la esperanza de que algún día la vuelva a ver es lo único que me queda, lo único que me da un alivio momentáneo. Un alivio quizás en vano, pero ayuda a fortalecer un pensamiento indestructible de parte mía.

Texto agregado el 13-03-2007, y leído por 95 visitantes. (3 votos)


Lectores Opinan
15-08-2007 sentimientos...adolecentes... como los odio... seré 2 ños mayor que tu...pero los sentimientos adolecentes son los mismos... me gustó muchpo... besitos bye bye! y sigo leyendo! whisper_of_moon
14-03-2007 Un texto de gran calidad y excelente contenido sensorial. Me ha gustado leerte***** SorGalim
13-03-2007 qué belleza; de verdad, me siento honrada de leerte; me provocaste e-mo-cio-nes, ¿quién lo hace hoy en día?, no sé, no me importa... felicidades. ednushka
 
Para escribir comentarios debes ingresar a la Comunidad: Login


[ Privacidad | Términos y Condiciones | Reglamento | Contacto | Equipo | Preguntas Frecuentes | Haz tu aporte! ]