TU COMUNIDAD DE CUENTOS EN INTERNET
Noticias Foro Mesa Azul

Inicio / Cuenteros Locales / doctora / El documento de Igor

[C:286634]

EL DOCUMENTO DE IGOR

-Sí, lo tengo. Ahora estoy en una reunión y no puedo llevártelo. Lo haré mañana- Fernando hablaba en tono bajo mientras miraba a Lorena.
-Lo necesito para las siete en punto. Si cae en manos de la competencia, perderemos muchísimo dinero.
-No te preocupes, Igor. Lo tendrás a esa hora-guardó el celular y miró a Lorena. Lo que vio le gustó.
Era un tipo con suerte, siempre conseguía lo que quería de las mujeres. Decía a quién quisiera oírle que eran tan torpes que servían sólo para la cama y las tareas de la casa.
Tenía un único problema con ellas: el final.
Pero ella parecía liberal y no esas idiotas que se enamoran y echan todo a perder con lagrimones y palabras empalagosas.
Después de una batalla agitada, una rápida despedida. Lo que unas horas antes estaba bien, un abrazo, un beso, después era un fastidio.
Ya la había visto en la casa de Mariana, una prima con quien tuvo algo que ver en la adolescencia. Le dijeron que era divorciada. No estaba mal. En realidad estaba bien. Muy bien. Sus miradas se encontraron y tuvo una visión de todo lo que ocurriría. Ella y él. Juntos. En un motel o donde fuese.
Ni siquiera puso en movimientos sus planes seductores. Ella dijo: “En tu casa o en la mía”, él respondió: en la tuya, querida.
Si hubiera dicho en la mía, podría aparecer en la prensa algún titular sensacionalista como : “Mujer mata a marido infiel y suegra lo convierte en albóndigas para la cena”.
Salieron charlando de la reunión como grandes amigos.
¿Qué decir de ella? Le excitaba. Le gustaba. Desembocaron en el dormitorio unos diez minutos después de llegar. Antes, ella se ingenió para traer champagne y brindar. Pareció algo extraño lo de “por quién se sale con la suya siempre” pero en el momento le halagaron sus palabras.
Después no supo qué pasó. Quizá la causa eran las fotografías de los hijos y el marido de Lorena mirándolos desde el portarretrato de plata que estaba sobre la mesita de noche. Les dio la vuelta para corroborar su teoría. No.
¿Lo que había bebido en la fiesta le había hecho mal? ¿O los antibióticos que tomó la noche anterior? No estuvo seguro de la causa, la cosa es que fue un fracaso total. Nunca le había pasado eso con una mujer. Justo ahora que estaba con una diosa tan hermosa como Lorena. Quería que le tragara la tierra o el colchón, que era de agua y muy movedizo. Quizás por eso vomitó. Quedó en el baño unos minutos muy humillado y después de pedir disculpas a la mujer, volvió a su casa enfermo y con náuseas.

Lorena notó que Fernando la miraba con ojos de buitre. Había acertado con el vestido negro y con el maquillaje. Sabía que conseguiría que se fijara en ella. Lo demás sería coser y cantar.
Y así fue.
Nadie reconocería en ella a la madre abnegada y hogareña que era hace dos años. Deslomándose con la limpieza de la casa y atendiendo a sus dos hijos mientras ahorraba todo lo que podía del pequeño sueldo que traía a la casa el marido a fin de mes.
Cada vez menos dinero. Hacía peripecias para que los chicos no fueran a la escuela con los dedos de los pies mirando el horizonte fuera de la capellada y a la hora de la cena hubiera algo que llevarse a la boca. Había dejado sus estudios universitarios con la llegada del primer chico y fue feliz siendo madre, hasta que algo cambió en su vida conyugal. Terminaron los besos, el trato despectivo se hizo rutinario y con lógica pensó que había otra mujer. Pidió a una vecina que cuidara a los chicos, lo siguió y lo corroboró.
Pensó que había sido idiota (como ya lo había vaticinado su mamá) en cambiar las medias de seda- a las que había estado acostumbrada- y los tacones altos, por las chancletas de entre casa, por amor. Cuando descubrió todo no tardó ni un día en mostrarle a su marido el itinerario de la puerta de calle por el camino más corto, sin serenata ni palabras de despedida. Le arrojó sus pertenencias por la ventana de la sala y sin rasgarse las vestiduras por el engaño consiguió trabajo en pocos días. No dio oportunidad de reconciliación a su ex, dejó todo en manos del abogado y se dedicó de lleno al trabajo. No era común, pero le gustaba y se ganaba bien.
Le pareció jocosa la actitud de galán irresistible de Fernando entregándole su tarjeta de títulos rimbombantes, pero se guardó muy bien de demostrarlo. Al contrario, puso cara de interesada y en menos de media hora ya estaban rumbo a su casa donde nadie estaba, previendo que pasaría todo tal cual lo había planeado.
Sabía que las píldoras harían efecto dentro del champagne y que después era juego de niños tomar el documento de Igor que sabía él llevaba consigo esa noche. Su trabajo de esa noche. Se asustó un poco cuando Fernando vomitó pero después de tomar varios vasos de agua se puso bien. Humillado por su actuación se fue a su casa diciéndole que era la primera vez que le pasaba eso con una mujer. Se deshizo en disculpas.
Lorena pensó que le gustaría hacerle tragar las palabras que siempre pronunciaba Fernando sobre las mujeres “son tan torpes que sólo sirven para la cama y la cocina”. En vez de eso sonrió y llevó el documento de Igor a su jefe.
Se detuvo antes en una farmacia de turno. Compró una caja de Viagra y después de ponerle la dirección de Fernando, la depositó en el buzón de la esquina.


Texto agregado el 01-05-2007, y leído por 858 visitantes. (105 votos)


Lectores Opinan
27-04-2008 Muy ágil y ameno tu cuento. Me gustó el desquite. Saludos!! gheno
14-01-2008 excelente ! medio como que me sonó feminista... pero igualmente esta bien. sigue asi, me encanta tu forma de escribir. saludos! bakerstreet
23-11-2007 Irónica y un poco feminista. Demasiado? No olvidar que no todos somos iguales al promedio. abulorio
18-11-2007 me encanta como dejas tus migajas en el piso para que las aves como nosotros las recogamos... fenixito
10-11-2007 fluida como siempre, rápida y amena ana-genova
Ver todos los comentarios...
 
Para escribir comentarios debes ingresar a la Comunidad: Login


[ Privacidad | Términos y Condiciones | Reglamento | Contacto | Equipo | Preguntas Frecuentes | Haz tu aporte! ]