TU COMUNIDAD DE CUENTOS EN INTERNET
Noticias Foro Mesa Azul

Inicio / Cuenteros Locales / peyote / Yo siempre quise ser dramaturgo

[C:307687]

-"Yo siempre quise ser dramaturgo" - La frase se escribió como por sí sola ante la indiferente mirada tediosa de Arthur. Sentado en su mesa en la que tanto tiempo había desperdiciado frente cuartillas en blanco notó como de repente los ojos se le empañaban con un brillo que sucumbía a la tristeza. A sus treinta años notaba cómo había dejado pasar el tiempo pensando que mas tarde surgiría la inspiración y daría a luz a su gran obra. Pero no fué así. Tanto tiempo moldeando un personaje que se había convertido en espejo de sí mismo, tantas horas preparando una historia que ahora se daba cuenta era el reflejo e vivencias inconexas, escenas sueltas sin piés ni cabeza. Nunca había terminado un cuento, nunca perfiló un poema, ninguno de los seres que creó en su cabeza había llegado al clímax de su vida imaginaria. Sin embargo la suya sí estaba culminando y el cenit de su imaginación se sumía en la decadencia. Se sentía perdedor. Se sentía un alma desperdiciada. Los brotes megalómanos que en su juventud le habían hecho sentirse especial ahora le avergonzaban. Siempre creyó que haría algo grande. No había llegado a hacer tan siquiera algo mediocre, siempre en busca de musas, siempre reuniendo cortos trazos en su memoria, pero nunca verdadero creador.
Le anunciaron hacía una semana que no viviría mas de un mes, y allí se encontraba tratando de arreglar las piezas que conformarían su gran obra. No esperaba ninguna.
"Yo siempre quise ser dramaturgo", las lágrimas corrían la tinta y nunca terminó de escribir una historia. Vivía solo, muchos amores fugaces a lo largo de su vida le habían enseñado que era algo que jamás compartiría; su hijo de diez años hacía tres que no lo veía, no sentía fuerzas para ir a despedirse, ni tampoco para dejar legado escrito. Recordó a su madre, ahora estaría acariciando lacabeza de cualquier niño creyendo felizmente que era Arthur en su juventud. Recordó a su padre; el día en que lo vió amortajado a causa de la misma enfermedad que ahora lo dirijía a el mismo a la tumba. "Yo siempre quise ser dramaturgo". Las lágrimas no dejaban ya leer la frase.

Texto agregado el 19-08-2007, y leído por 123 visitantes. (0 votos)


Lectores Opinan
20-08-2007 qué triste che... econtumente
 
Para escribir comentarios debes ingresar a la Comunidad: Login


[ Privacidad | Términos y Condiciones | Reglamento | Contacto | Equipo | Preguntas Frecuentes | Haz tu aporte! ]