TU COMUNIDAD DE CUENTOS EN INTERNET
Noticias Foro Mesa Azul

Inicio / Cuenteros Locales / ismaela / Manía justificable

[C:320975]

Manía justificable

-Pues Charles hombre, porque no lo compras, eres nuestro mejor cliente desde años y eso tu lo sabes desde que se fundo la galería Rustí que has estado con pintores que no se mueven sin dinero.

Su amigo por el tiempo, le argumentaba del porque llevarse el cuadro que Charles veía atónito sin pestañar oyendo las palabras como viles brisas de mascaduras.

-No, no lo comprare esta vez no Javier.

-Pero, Charles amigo me estas tomando el pelo, si tu y yo sabemos que tienes el dinero suficiente ¿es una broma?...

-No, Javier no es una broma este no lo comprare no pasara a ser uno más de mis cuadros del salón.

-Charles vamos, vamos estas escuchándote amigo no vale la pena si tú sabes…

En las ultimas palabras de Javier insistió lo más que su cultura le imponía, pero no logro convencer a su amigo Charles quien miraba todavía a distancia el cuadro sin despegarse del marco de la puerta.

Cerrando la puerta del automóvil Javier le pregunto el porque de su desgaste ante el cuadro.

-Algún día lo sabrás , espero.

Javier era de esos hombres que mostraba su rostro expresivo alegre aunque nadie sabia que el resistía, amaba como todo ser o parecer humano. Sabia lo que le sucedía a su amigo aun así no le hacia notar para no darle mayor énfasis como su vida le hizo saber.

-¡Buenas noches, Charles! Le grito por la ventana tratando de hacer reaccionar a su amigo.

Charles pasaba horas mirando el cuadro durante una semana no fue a cenar La Pepa su esposa reclamaba por los niños a la gran ausencia del padre. Ella no comprendía el porque su marido pasaba horas en la galería unas locas ideas de infidelidad paseaban entre los pasillos de su gran cerebro mientras la histeria reclamaba por las noches sin repuesta alguna.

Cuando Javier le preguntaba él no podía explicar el sentimiento que lo llevaba a ese cuadro si sabia que lo podía comprar para que se tomara el tiempo de ir a él.
Frente al cuadro la imaginación y su símbolo perdido de juventud desprendía estéticamente felicidad .
El ego, la mayor muestra de superioridad se respiraba en cada instante que Charles tenia un contacto con su estimulo pincelado, pero cuando el letrero mostraba señas de cerrado por reparaciones volvía a ser uno más de la sociedad el caminar era distinto arrollado por los pesares del trabajo .Regresaba a ser Padre, marido, sustentador y héroe para sus hijos, pero Charles era para él solo un hombre en busca de su cuadro.

Texto agregado el 11-11-2007, y leído por 217 visitantes. (8 votos)


Lectores Opinan
26-11-2007 Era maniático don Charles. joaqledo1
17-11-2007 el fondo me gustó mucho, pero sigo enredándome con la estructura. =/ gatoflojo
17-11-2007 Muy bueno, realmente me gustó. Saludo. Jazzista
15-11-2007 Tengo la suerte de pintar y dibujar... a mi en particular me gusta que mis cuadros esten lejos de mi, y de vez en cuando visitarlos, y saber que hacen a un amigo feliz. Eso es muy lindo para mi. Talvez Charles en el fondo deseaba lo mismo. Bonita historia, saludos. Azel
15-11-2007 Excelente, me gustó********* Besos Victoria 6236013
Ver todos los comentarios...
 
Para escribir comentarios debes ingresar a la Comunidad: Login


[ Privacidad | Términos y Condiciones | Reglamento | Contacto | Equipo | Preguntas Frecuentes | Haz tu aporte! ]