TU COMUNIDAD DE CUENTOS EN INTERNET
Noticias Foro Mesa Azul

Inicio / Cuenteros Locales / Barangel / El Secreto

[C:35115]



"Amistad es crecer
y caminar juntos en el amor"



Azules son tus ojos y tu cabello rubio
tersa tu piel donde el ensueño mora,
un sonrojo en tu faz sin nada turbio
y un recato de virgen tu ser decora.

En la edad del amor sentiste los latidos,
como urgencia del rito que imponía tu vida,
hora en que éste debía ser correspondido
sin desoír su toque ni intentar la huida.

Nuestros ojos, una y otra vez, desconcertados,
se hallaron y cruzaron en lo más profundo,
que, luego, no podían vivir ya separados,
al ser para los dos la única luz del mundo.

Y fue un amor de miradas complacientes,
puro, donde sobraba la palabra inoportuna;
tu tierno mirar mostraba tu corazón en ciernes,
y el mío que hallarte había sido una fortuna.

Plenos de deseos, día tras día nos buscábamos,
¿dónde está?, quiero ver su rostro, era común anhelo,
y sólo vernos y estar cerca, satisfacía, hallándonos,
pues cada vez tu mirada azul era una experiencia de cielo.

Y así pasaron no sólo largos meses, sino muchos años,
cada día sin verte estaba incompleto y no había existido;
nunca hubo entre los dos ni duda, tampoco desengaños,
sólo la alegría de estar en el mundo y habernos conocido.

Pero llegado el día de la verdad, nada podía detenerse.
Serenos, llenos de amor, y sin negar que aquello era atroz,
viviendo la certeza, plenos de luz, de esa que no enceguece,
con los proyectos derrumbados, tuvimos que decirnos adiós.

Como el marino, tristes, orientamos hacia otros rumbos la vela.
Solos otra vez, en grande retirada y sin ningún consuelo,
perdidos en el vacío de la soledad al faltar el alma gemela,
pero muy dentro, todo el ser, buscando emprender otro vuelo.

Pero, no; eso no fue todo, el secreto continúa y permanece,
porque es un enigma que agiganta la vida y la enriquece,
que hace gozar el alma común y por lo que aún triste, padece,
una promesa mutua que regocija todo el ser y lo estremece.

"Si yo no fuese para este alto llamado que ahora sigo,
si ser y corazón del empeño disienten y no por orgullo,
si mi gran compromiso no por miedo o sigilo desdigo,
si la verdad me hace ver otro camino, ese es y seguirá
siendo como hasta hoy, siempre el tuyo".

"Como la víctima escogida, serena aguardo el destino,
tranquila espero mientras tejo mi trabajo de ilusiones,
tú serás siempre la luz de mi vida y mi único camino,
y será Dios el que una al fin en esta vida o en la otra
inseparablemente nuestros dos corazones".

Nunca podré ser de nadie más porque tú fuiste la primera,
aquella luz que hizo que el amor y gozo en mí nacieran.
Por eso siempre te recordaré, a ti mi sol de primavera,
porque sé que tu calor y fidelidad siempre me esperan.

Texto agregado el 19-04-2004, y leído por 153 visitantes. (1 voto)


Lectores Opinan
09-02-2005 precioso poema "Como la víctima escogida, serena aguardo el destino, tranquila espero mientras tejo mi trabajo de ilusiones, tú serás siempre la luz de mi vida y mi único camino" me gustó mucho KaReLi
19-04-2004 Que sentimiento tan bien cuidado y protegido es una belleza bien, gracias. gatelgto
 
Para escribir comentarios debes ingresar a la Comunidad: Login


[ Privacidad | Términos y Condiciones | Reglamento | Contacto | Equipo | Preguntas Frecuentes | Haz tu aporte! ]