TU COMUNIDAD DE CUENTOS EN INTERNET
Noticias Foro Mesa Azul

Inicio / Cuenteros Locales / freddy50 / El cualquiercosismo.

[C:372361]

Mi casa (donde nos domiciliamos junto con mi señora Bety y hemos conformado un lindo hogar) tiene al frente una fachada con forma de mariposa con las alas desplegadas; en cada una de ellas, cuatro circulos de color negro polarizado,
que además son orificios que se utilizan como ventanas. La puerta principal de entrada vendría a estar en el torzo del animalito.
Mi familia esta compuesta, como recién decía por mi nueva señora llamada Bety, y mis dos hijos varones, que ya tienen cada uno sus veinte años bien vividos, y que pertenecen a un primer fracaso matrimonio. Yo me llamo Osvaldo y soy de caracter dificil. Al frente del terreno tenemos una porción de espacio libre donde armamos un discreto jardín, con pasto artificial, y demás cuestiones,
que por lo general es utilisado para reunirnos los Domingos a comer asado, pués es el único día que estamos en familia.
Hoy es Sabado de madrugada, víspera de volver a encontrarnos. Pero no obstante que debería descansar no logro conciliar el sueño.
Meditabiundo le pido a Dios por nosotros.
Pablo y Jeremías así se llaman mis pibes,
no obstante de convivir con la madre,
en la primera planta de nuestra casa ocupan sus correspondientes habitaciones, que justamente están ubicadas donde la mariposa tiene las manchas oscuras, que no son otra cosa que dos ventanas ojos de buey de uno noventa de circunsferencia, que aparte corriendo unos pliegos comunican con el exterior. Mi cuarto también tiene la suya correspondiente.
Decidí levantarme de la cama, avandonando a Bety que está con las piernas depiladas y calentitas, pero que descanza profundamente,
para así adelantar trabajo de cocinero no teniendo después que renegar porque nadie colabora.
Doy por descontado que Jeremías escuchará musica encerrado en su cuarto fumando porros,
mientras que su hermano Pablo hará lo propio con la computadora instalada en el living chateando con tipos de su misma condición.
Ah, pero eso sí, a la hora de criticar sino está rico el alimento lloveran los tomatazos.
Voy a trenzar unos chinchulines de vaca,
desgrasandolos junto con la carne a cuchilla bien chaereada.
Hay un pájaro carpintero del que me hice bastante amigote, junto con el cual, por esté camino milagroso, lograremos saldar todas nuestras deudas pendientes actuando en un circo, que de seguro estará esperando que le arroje migas de pan de trigo. Para mí entender este animalito lleva en su genética la capacidad de comprender que la mariposa gigante es de mi autoría, supongo,
por ello habrá quedado ensismado con este ogro creador. La diseñé inspirado en una leyenda que relata que en America existió una cultura hoy milenaria donde hacían lo mismo: construir fachadas de chozas con forma de mastodontes, cuenta la leyenda, logrando al cabo de un tiempo que algunos de ellos se transformaran en autenticos seres vivientes.
Siempre imagino que en el asado menos pensado, cuando con la campana os llame a comer,
se asomaran por las ventanas a preguntar como de costumbre si la carne está bien cocinada,
y en ese preciso momento saldrá la mariposa volando con mi familia convertida en parte de sus alas.
Luego de preparar el sagrado chimichurri,
lo esparí sobre las achuras para que se vayan tiernizando.
Lo que nunca, tempranito a las ocho de la mañana, Pablo se hizo presente, solicitándome audiencia para confesarme que existe un problema con Jeremías que lo tiene a mal traer; por mi parte cebo unos mates dulces mientras le presto con celo la debida atención de padre progenitor. Resulta ser que su hermano Jeremias tiene unas plantas de Mariguana escondidas en el altillo;
su madre aún lo ignora, aunque ya está sintiendo el olorazo que despiden, además presentó una queja a la compañía de luz, pués no comprende el porqué de que la cuenta se halla incrementado tantísimo.
Declara mi hijo mayor que lo que más le incomoda es padecer paranóia temiendo que la justicia en cualquier momento los demande, lo que equivaldría a un gran disgusto de resultados impredecibles para su madre, sumado a que tiene una balanza de precisión, un arma de fuego, además usualmente portando otros tipos de drogas para consumo personal. Le sugerí que sin tener que mensionarlo, me permita contarselo a su madre y que ella misma sea quien decida lo que hará con Jeremias.
Pero Pablo tiene miedo que se desate un hecho de violencia familiar.
Bety en camisón transparente apareció en la cocina ignorando que allí estabamos de gran charla, pudorosa pidió disculpas por la falta de prendas interiores, pero de todos modos sin hacerse demasiada mala sangre continuó con la tarea de prepararse un lindo desayuno.
Al instante la pusimos al tanto de lo que ocurría,
coincidiendo con nosotros opinó que lo más conveniente será cuanto antes ponerla en conocimiento de la apremiante situación.
Entonces fue que con urgencia le enviamos un mail desde mi casilla informandola de lo acontecido.
Cuando dieron las once en punto comenzé a ensender el fuego; teníendo armada la pila de leña solo tuve que raspar el fosforo.
De entre el humo veo llegar un auto rojo que me resulta conocido, que estaciona en el frente.
Pero claro, si es mi hijo Jeremías, que rapidamente desciende como muy alterado, furioso;
quita de la parte trasera unas plantas,
de importante tamaño, y además una valija rebalzando de ropa.
Desde la vereda se lo escucha decir en voz alta, que su madre lo ha castigado hechandolo del hogar, poniendolo de patitas en la calle.
Parece claro que Jeremías está volviendose loco, pero no es el momento oportuno de desatar una intinfada, voy a permitir que ingrese con las plantas, después de todo no son tantas,
que se instale, así por suerte de rebote se queda con nosotros, depués veré como lo contengo de otro modo más educativo de cara al futuro.
Continué preparando el asado, mientras Jeremías en pases mágicos rapidamente concretó la mudanza, por su lado Bety me acompaña en el sentimiento en silencio, es evidente que no desea agregar más escarmiento al habido,
por lo tanto al oído me tararea una canción de amistad; Pablo se ve comprensivo y hace como si nada hubiera pasado.
De pronto, alguién que no conosco, desde la entrada hace palmas con las manos para llamar,
rapidamente Pablo se incorpora haciendose cargo de la visitante.
Me presenta a su novio Ezequiel que es travesti,
y que trabaja en discotecas bailando erótico en el famoso caño, pero terminada la funsión vuelve hacerse un hombre, con el que piensa lo más pronto comprometerse, para unirse en matrimonio en el trascurso del año entrante;
la hubo invitado para como corresponde presentarlo, y juntos darnos la primicia de la unión. Acepté el reto invitándolo a sumarse a degustar una linda comilona.
Es un día bastante difícil, pero es una fecha que recordaré con alegría.
Gracias al cielo, a pesar de las tensiones existentes estamos conversando distendidamente, escuchando buena música bajo los blandos rayos del sol.
Pero parece que ahora, es el turno de Bety de lanzar una noticia importante de último momento.
Solicitó un minuto de atención para abriendo un sobre mostrar los análisis que confirman un reciente embarazo. Con auténticos motivos de felicidad alzamos nuestras copas para brindar por el gran presente.
El nombre de pila de Ezequiel Gomez es Leticia,
según aseguran mi futura nuera, quien viniera vestido de mujer; ni soñando pensé que pudiera ser un hombre, además a primera impresión siento que me va a gustar bastante ser su suegro,
aunque claro, intento reprimir algunos perversos sentimientos que por allí estan asomando.
Cuando estabamos recién comenzando a almorzar, unicamente conversavamos sobre el embarazo de Bety, pero otra nueva visita se incorporó a la reunión, desviando la atención para otro lado,
esta vez se trata de un compañero de trabajo de Pablo, que para sorpresa mía, delante de Leticia, desfachatados se besan nada menos que en los labios. Lo que hizo que pierda el respeto por la integridad corporal de Leticia justo delante de mi fiel señora embarazada. Siento que por la culpa de verme claudicar por ser tan débil de amores es que me vea como un ser insignificante.
Estoy imaginando que todo esto, es una bulgar parodia de mal gusto, en definitivas una especie de artera movida para desalojarme de mi casa,
además angustiado pienso, con todo el terror de la motoneta mental en cima, que pronto me informarán a sangre fría, que el niño que Bety espera no me pertenece pués en realidad es de Jermías, pero que igual soy el abuelo;
y que el verdadero novio de Pablo no es la travesti Leticia sino este muchacho que acaba de incorporarse; que han traído al puto para consolarme. (Promediando el almuerzo supimos, porque con toda claridad lo explicaron, que ellos tres conforman un grupo amoroso, de buenas personas, que aunque en el documento de identidad figuren como varones, alternativamente irán asumiendo el transformismo para ser mujeres, complaciendo al resto en diferentes etapas de la relación con esa encarnada personalidad; y que el proximo en tener el compromiso de transformarse es mi propio hijo Pablo).
Afortunadamente en la escena apareció el pajaro carpintero con un papel colgando del pico,
que hace en mi mente asociar que anda de polleritas, poniendo una necesaria nota de distención a tamaño argumento cotideano.
De todos modos me siento conforme de saber que vamos para adelante.
Les propuse acompañar los chinchu y las mollejas con una ensalada de verduras crudas, cortada en siboulet: de espinacas, acelga, radicheta,
berro, endivias, y como nota especial, una buena porción de hojas de mariguana; por supuesto que Jeremías primero se opuso, por resultar ser muy costoso el capricho; ¡Que dejemos los antojos para la futura mamá! dijo a viva voz el agarrado egoísta.
Pero enseguida le hice entender que no podía aceptar tanta cantidad de plantas en el hogar,
por lo tanto es una hermosa oportunidad para concretar esta por demás extravagante ensalada verde, por ende el dueño de la plantación con resignación accediendo a mi interesante solicitud,
y obvio el resto aceptando la notable invitación.
-"Dejemos correr el tiempo quitando de la fruta la parte podrida, ese espacio de historia que deseamos hechar al olvido".
Sinceramente por lo menos hasta el momento,
la ensalada exótica que acabamos de terminar de comer, no causó ningún efecto o alusinojeno, solamente ha agregado un tanto más de felicidad, a este Domingo de hijos con padres divorciados con evidente carencia de educación paterna.
Bety servicial preparó café instantaneo.
En la charla de la sobremesa se instaló el tema de la política: opiné hablando de una manera primero didáctica, aunque de a poco por determinados temas específicos fuí elevando el tono hasta alcanzar la exaltación, entonces fue que contesté:
Que al Gobierno de Cristina Fernandez habría que otorgarle un nuevo voto de confianza,
de paciencia, pudiendo esperarse un poco más, porque las estadísticas hablan de una importante recuperación de la nación; los demás piensan que así llendo de la mano del Imperialismo como vamos siempre iremos para atrás, por mal camino.
Exclamé intrigado redundando en el remañido argumento aseverando que nunca fuimos tan de izquerda como hoy día, de que imperialismo me hablan ¿De la cuarta flota? ¡¿Que es lo que están diciendo?! ¿Que tanto daño hace el Imperialismo? más otras recriminaciones.
Aunque suene anticuado, haciendo recordar que cuando pequeño, aún siendo yo desendiente de Alemanes, me desempeñé con todo orgullo como Boy Scout, y que la patria esta formada por un gran espectro de distintitos modos de pensar;
Ah, pero creanme que no puedo asimilar esta postura simplista, rechazando de cuajo el rumbo idiológico que esgrimen, sobre todo mi pobre Pablito del alma.
El mismo Pablo para distender la acalorada discución, se ofreció a por primera vez vestirse de mujer delante de su hermano y nuestro,
así por fín podíamos conocer su verdadera segunda identidad que corre paralela.
En este preciso instante llevo a cuestas,
la pesadilla de haberme calzado la patente preminición de que iré a sexualmente calentarme con mi propio y muy querido bastago.
(Además porque Leticia se vestirá de hombre temo volverme homoxesual entregando el rosquete).
Pero volviendo al tema anterior, donde nos enfrentamos como enemigos, pués por los dichos de los muchachos de que están rabiosamente en contra del imperialismo me encuetro severamente perturbado, que supongo se referirán a Estados Unidos, más Europa occidental, Oceanía,
Sudáfrica; decía, pero ahora que quedamos solos quisiera que Mario (mi yerno, integrante del trío de enamorados, el recién llegado) conteste un interrogatorio, y que juntos mientras tanto esperamos la ceremonia que propiciarán sus más que íntimos amantes; que ayude a quitarme una duda mortal: ¿Hasta adonde serían capaces de llevar adelante su ira? ¿Pertenecen a alguna agrupación extremista? inclusive, aunque suene discriminatorio, más que nada para dilusidar,
sí el mentado odio proviene por ese lado, queiro conocer eres descendientes de Arabes,
o tal vez pertenesientes al islamismo,
que recientemente declarara la guerra santa, amenazando con hacerla extensiva, eterna.
Mario hizo silencio, observandome de reojos para nada complacido por el interrogatorio.
Por su lado Bety se ausentó para así colaborar con la realización del bautismo, y aplicar de buena gana legítimos conocimientos en la transformación de su hijastro.
Al ver que la ensalada no causó el efecto buscado,
Jeremías preparó una pipa con solo con flores,
sentandose a esperar, fumando.
-Padre ¿esta contento de que vine a vivir con ustedes?.
-Si mucho, pero quisiera que te hagas de la idea de que no podemos alojar tantas mazetas con plantas ilegales. Tampoco debo permitir que portes un arma de fuego.
-Está bien pero denme tiempo hasta que las fume.
Con respecto al segundo pedido, toma el revolver, aquí lo tienes, por favor haste cargo del arma.
Jeremías obvediente se lo quitó de la cintura,
colocandolo sobre la mesa entre chorizos que han sobrado.
De la ventana de la maripoza asoman Leticia, con nuevo look de hombre, y Bety, para informarnos que ya estaban listas para que la cermonia de comienzo.
-Bueno, bien, bajen, nos estamos quedando dormidos. Estamos ansiosos por verla.
Leticia fué la primero en aparecer haciendo sonar una virtual trompeta, hasta que Pablo (Rosa)
hizo su entrada caminando como una modelo de pasarela.
Es dificil explica lo que pasa por mi mente,
lo que estoy sintiendo al verlo vestido de hembra, pero acepto la realidad como de quién viene,
estos chicos se criaron sin padre, con una madre despótica, y ahí estan los resultados,
hace tiempo que me he resignado a permitirlo todo, menos al anti-imperialismo a ultranza,
a la sombra del silencio como le corresponde al hechado, ha como el camaleón adaptarme a las circunstancias del medio, en este caso sin pensar demasiado en las consecuencias para el destino,
pero duele ver como lo poco que había para sentir orgullo se desase en las manos.
A pesar de ponerme colorado, de todos modos aplaudí; Bety se colocó detrás mio apoyando sus brazos en ve, y en la espalda el vientre tibio latiendo de vida.
Pablo junto con los suyos hicieron una ronda mientras giraban tocando sus cabezas.
Jermias agarró el arma que por suerte se atascó,
mientras en vano intentó disparar un tiro sobre la fachada; dolorido a regaña dientes le pedí silencio, accediendo al reclamo.
Bety me susurra al oído una canción de amor,
haciendo promesas de que todo saldrá bien siendo comprensivos, entonces esta depresión que esgrimo en el discurso lentamente se dicipó;
pensé: Tal vez con el niño que viene en camino obtenga la merecida revancha.
Leticia, ni difrazada de gorila se asemeja a un hombre; se quitó la peluca, limpiando su cara dejandola lavada, pero aún así, igual que antes, concerva intacto los rasgos femeninos,
las facciones delicadas, el andar seductor.
En cambio Pablo está disfrasado como para asistir a un desfile de carnaval como integrante de la comparsa.
En definitivas de lo que más temo es que exista una guerra fría escondida entre nosotros,
que todo esto sea una bulgar parodia, parte de un táctica destructiva, de bandos que están llevando una misión de una manera solapada,
sin nunca conciderar la posibildad de una zona liberada donde podamos hacer descansar la tropa.
Por este motivo es que acostumbro advertir al visitante de turno que a mí el imperialismo no me provoca dolor ni frustraciones,
ni deseo de adjudicandole la culpa de todos mis fracasos reprochando el destino que me ha tocado en gracia, ni de tener que soportar la ira del sublebado que te persigue hasta bajo de la cama.
Porque conosco perfectamente que existen demasiadas personas que han asumido dicho osado objetivo de destruír a la bestia omnipresente,
que es el imperialismo occidental y Cristiano,
inclusive hasta configurse en un unico bando;
para muchos, ese imperial enemigo gigante de material para voltear y deglutir,
haciendo que la estupida sangre desparramada tiña hasta el aire de todos.
Yo necesito volver a la carga haciendo preguntas acerca de sí estan complotados para eliminarme.
En estos ultimos tiempos cuando haciamos el amor con Bety, con premura traté de cuidar que no quedara en cinta, hago un repaso de lo ocurrido entonces termino dudando de que sea verdadero ese embarazo no deseado. Más todo este desfile de mariquitas que tengo frente a las narices.
Aseguraría que es una emboscada,
para hacer caer en la trampa del pozo,
al rescatitas bonachón al servicio del imperialismo capitalista que llevo dentro.
Esta gente debe de haber asociado mentalmente que por tener colocada en el jardín una moquete de pasto sintético seguramente estoy trabajando para los centro de inteligencia del Imperialismo.
De todos, como sea, me tienen podrido.
Para desgracia mía se me ocurrió preguntarles a todos, a quién irían a votar en las proximas elecciones para presidente, y así poder tirar lineas deductivas de lo que son; sinceramente,
nunca me preocupé igual que ahora por conocer la ideología políticos que tienen mis hijos,
ni siquiera la de Bety, pero viendo todo tan claro, concidero, antes de bajar el martillo disparando el primer cañonazo, reforzar el conocimiento del cuadro de situaciones.
(¡Que descepción que tengo! Todos irán a votar a la izquierda, escepto Leticia que es nacida en Afganistan no puediendo participar del acto eleccionario).
Cuanta razón tengo al sospechar que aquí hay gato encerrado. Nunca sospeché que mi señora pudiera simpatizar con el Che Guevara.
Aparte cuando Jeremias intentó disparar un tiro a la mariposa ¿que significa eso sabiendo de mi amor por la fachada? Lo hizo para herirme sacando ventajas para su guerra santa.
-¡Me tienen podrido con tanta saña hacia los Yanquis, hacia el Reino Unido, España, Italia!.
-Y ustedes cuando en las guerras que llevan por todo el planeta tiran semejantes bombas,
que se creen que no duelen, que con ello siembran la simpatía, que se piensan que es divertido ver morir a nuestros niños?.
- ¡Caras duras! ¿Y las torres Gemelas?
¡Me tiene las bolas hinchadas de tanta guerra fría trasladada a los domicilios!.
-¿Y ustedes como estiman que tenemos las nuestras?.
Suerte que no ignoro que el revolver está atascado,
porque de otra manera hubiera descargado las balas en sus corazones.
Pero de tanto mencionar a los corazones cansados, de pelear, tuvimos que utilizar la balanza de Jeremías para enterarnos de quién lo tiene más amargado.
fin.





























Texto agregado el 26-09-2008, y leído por 126 visitantes. (1 voto)


Lectores Opinan
04-10-2008 Excelente este también. Bravo. ***** permiso
26-09-2008 Muy bueno. El ogro contando cuentos de hadas. Capo! ElnegroHinojo
26-09-2008 Que paso con la mariposa? Hohenheim400
 
Para escribir comentarios debes ingresar a la Comunidad: Login


[ Privacidad | Términos y Condiciones | Reglamento | Contacto | Equipo | Preguntas Frecuentes | Haz tu aporte! ]