TU COMUNIDAD DE CUENTOS EN INTERNET
Noticias Foro Mesa Azul

Inicio / Cuenteros Locales / eslavida / El collar

[C:401541]

Un precioso vestido negro de seda se acoplaba a su cuerpo resaltando sus perfectas curvas


La velada a la que hoy asistían era familiar pero muy importante para el futuro de su marido y no quería defraudarle por lo que llevaba días pensando como vestirse para la ocasión.


Estaba contenta viendo el resultado cuando de repente su cara comenzó a transformarse.


Tic,Tic,Tic, en sus oídos retumba el sonido de la primera perla que resbala de sus dedos.


La sigue con la mirada atónita sin poder creerlo al tiempo que lucha para que no se desprendan las demás del fino hilo, pero no consigue que una segunda siga en su camino a la primera.


Esta ocurriendo todo tan deprisa que no le da tiempo a reaccionar antes de escuchar la tercera y cuarta que caen juntas separándose al llegar al suelo.


Sus manos se mueven desesperadas intentando que las demás no se escapen, esta horrorizada solo con pensar en no poder ponerse el collar que había elegido después de tantas vueltas pensando cual seria el adecuado y… tres perlas más inician su camino hacia el suelo rompiendo el silencio a su llegada.


Los ojos se dirigen a sus manos para comprobar que todas bailan en ellas y que el fino hilo casi ha desaparecido.


Intenta ver que ha sucedido y es cuando se da cuenta que el broche se había quedado enganchado en el cepillo que poco antes había utilizado para darse los últimos toques en su preciosa melena ondulada.


La desesperación se ve en su rostro, unas lágrimas luchan por salir al exterior al tiempo que unas cuantas perlas más se dejan escuchar.


Al coger un pañuelo para evitar que las lagrimas resbalen por su cara y estropeen el maquillaje el baile de cuentitas se hace ya total, caen al suelo dejándose escuchar en el trágico silencio que se ha formado.


Su mirada al suelo la deja sin aliento, esta todo lleno de bolitas blancas, ahora ya esta más enfadada que frustrada.


Se dirige al armario de la limpieza y con el aspirador vuelve al lugar para observar como la potente boca se las traga en menos tiempo de lo que les hay costado caer.


Del cajón de la cómoda saca un gran estuche con otro collar, es espectacular y el brillo de sus perlas y filigranas muy superior al perdido recientemente.


Se mira al espejo, ve con alivio que el maquillaje no ha sufrido desperfectos y procede a poner en su cuello desnudo la hermosa joya comprobando que luce preciosa, cambia también pulsera y pendientes.


No le queda otra solución que ponerse este, no lo quería porque era regalo de su suegra y todos habían dado por supuesto que seria el que llevaría pero para ella era una joya que en nada iba con su estilo y además estaba muy anticuado por muy bonito que pareciera.


Se había pasado días intentando encontrar otro y por fin en unos chinos lo había encontrado, todo el conjunto tan solo le había costado 5 euros y ahora… pues nada que tendría a la suegra contenta ha ver que iba ha hacer.

Eslaavida

Texto agregado el 24-04-2009, y leído por 235 visitantes. (4 votos)


Lectores Opinan
19-08-2012 Me ha encantado la descripción de las perlas callendo al suelo. Muy bueno. Stromboli
06-02-2012 Me encantó tu relato del collar, como va poco a poco cayendo al suelo. Es algo que le ha sucedido a muchas mujeres y debe ser caótico. En todo caso quedaste super bien con tu suegrita. Felicitaciones***** alfildama
16-12-2009 ufff hace unos días me pasó eso! fue horrible, pero como dices, así es la vida. Eien-
01-11-2009 Buena escena, bien relatada. Good letras. avespaciano
19-09-2009 ...me gusta, distinto más hermoso, mis 5* naves
Ver todos los comentarios...
 
Para escribir comentarios debes ingresar a la Comunidad: Login


[ Privacidad | Términos y Condiciones | Reglamento | Contacto | Equipo | Preguntas Frecuentes | Haz tu aporte! ]