TU COMUNIDAD DE CUENTOS EN INTERNET
Noticias Foro Mesa Azul

Inicio / Cuenteros Locales / gui / La predicción

[C:428521]






Hace seis años, cuando mi padre falleció, mi hijo mayor, que en ese momento se encontraba en un balneario, enterado de la triste noticia, se dijo a sí mismo: “me gustaría soñar con mi abuelo y tratar de indagar en donde está y como se encuentra.” Y esa noche, como si sus deseos fuesen satisfechos, soñó que veía a mi padre, muy contento y relajado, tendido en su lecho y expresando que ahora se encontraba muy bien, que no nos preocupáramos por él. Lo extraño, era que al lado de mi padre se encontraba Patricio, mi hermano Down, y en cuyo rostro se reflejaba la misma expresión de contento.

Cuando mi hijo me dio a conocer su sueño, quise explicarlo como un reflejo de una situación de por sí muy impactante y aduje que eran los buenos deseos de él de ver a mi padre libre de sufrimientos. Con respecto a mi hermano, no supe que significado darle, puesto que mi padre nunca fue muy proclive a estar junto a él. Pero, mi hijo intuyó que eso significaba que Patricio, mi hermano, le seguiría en este penoso viaje.

El tiempo pasó y continuamos con nuestras vidas. Patricio no daba señales de enfermedad, sin embargo, una de mis hermanas enfermó de cáncer y como siempre ocurre, me negué a la posibilidad que falleciera, aunque eso de poco servía, ante el descarnado diagnóstico. Pero, vinieron los tratamientos de rigor, ella sufrió los estragos de las quimioterapias y después de una larga y sufrida etapa, fue dada de alta, absolutamente sana.

Tiempo después, fue mi madre la que sufrió varios cuadros gravísimos y hubo un momento en que pensamos que había llegado la hora de aguardar que la parca la viniese a buscar. Se le brindaron los últimos sacramentos y ante su lecho, en donde yacía inconsciente, nos despedimos uno a uno, con una enorme congoja en el pecho. Pero, ella luchó encarnizadamente contra los designios, se recuperó y hoy hace una vida normal.

Pero, Patricio, mi hermano Down, comenzó a decaer paulatinamente, hasta que llegó el día en que ya no pudo levantarse. Se le mantenía con suero, puesto que le era imposible recibír alimentos por vía oral. Y el ocho de Septiembre, después de una corta agonía, su débil cuerpo se rindió y nos abandonó para siempre.

Fue entonces que recordé ese sueño agorero de mi hijo. Y no dejo de imaginar que tipo de conexión pudo existir entre él y mi padre fallecido. ¿Fue una simple casualidad? ¿Anuncian los que han fallecido, situaciones que ocurrirán en un futuro remoto? ¿Volverá a soñar mi hijo con alguno de mis parientes muertos? ¿Ocurrirá una nueva predicción? Son demasiadas mis dudas y muchos mis presentimientos. Ahora creo que no todo es tan plano ni tan previsible y que existen misteriosos mecanismos que ejercen sus fuerzas sobre nosotros y que son invisibles a nuestra ramplona mirada…











Texto agregado el 28-10-2009, y leído por 153 visitantes. (3 votos)


Lectores Opinan
16-03-2013 Tambièn lo creo.-- rhcastro
03-11-2009 Las conexiones que las almas pueden experimentar, pasan inadvertidas para quienes viven lo superfluo y lo mundano. Buen relato, mis estrellas para él... Anua
 
Para escribir comentarios debes ingresar a la Comunidad: Login


[ Privacidad | Términos y Condiciones | Reglamento | Contacto | Equipo | Preguntas Frecuentes | Haz tu aporte! ]