TU COMUNIDAD DE CUENTOS EN INTERNET
Noticias Foro Mesa Azul

Inicio / Cuenteros Locales / gui / El chico enamoradizo y el padre corazón de mantequilla...

[C:44623]





El hombre nunca sabía con que nueva chica aparecería su inquieto hijo. Separado de su esposa, llevaba las riendas de su hogar, haciendo lo humanamente posible por mantenerlo ordenado y limpio, pero la mayoría de las veces este parecía más bien un campo de batalla, con ropa desperdigada por el piso, rumas de platos y tazas sucias, un centenar de copas y vasos dispuestos en los sitios más insólitos y –como es de suponer- ningún voluntario para poner en orden esta tremenda debacle. Aún así, irremediablemente el chico aparecía con diferentes muchachas a las cuales el padre atendía con gentileza, pero desconcertado por el hecho de sentirse un poco cómplice de esta escandalosa rotativa. Sucede que el hombre tenía un corazón de mantequilla y debido a esto, se aquerenciaba con las niñas, aprendía a conocerlas un poco más y ellas le retribuían este afecto de la misma manera. Por eso, cuando ya no aparecía Katita, por ejemplo, le preguntaba de inmediato a su hijo por ella y este le respondía con displicencia: -No, eso se acabó. Y entonces el hombre sabía que tenía que desarchivar de su memoria la sonrisa agradable de esa niña, su particular manera de pronunciar las palabras, su caminar de gacelita asustada y otros mil detalles que describen y distinguen en definitiva a una persona de otra. El numeroso desfile de chicuelas amables y sonrientes, unas tímidas a morir y otras la mar de comunicativas, no terminó de producirse hasta que el muchacho ingresó a la universidad y avasallado por la imperiosa necesidad de consumir una enorme cantidad de conocimientos en tiempos bastante compactados, abandonó de golpe y porrazo sus ímpetus de juvenil Don Juan y cual Don Quijote de veintiún años, ahora se encierra largas horas en su cuarto para tratar de profundizar en los temas de los más complicados libros.

Ahora el padre sufre un extraño síndrome: confunde los rasgos de las tantas chicas que se quedaron grabadas en los vericuetos de su mente: sonrisas, ticks, tonos de voz, dientes separados, ojos negros, azules y cafés, cuerpos delgados o más bien voluminosos, altas o bajas, manos y cabellos, cejas y narices, etc., etc., etc., conforman un difuso cuadro que el pobre hombre trata a veces de pegotear malamente para ver si puede armar de una buena vez a su hipotética futura nuera…






Texto agregado el 23-06-2004, y leído por 299 visitantes. (5 votos)


Lectores Opinan
25-06-2004 Entretenida y dinámica, me gustó esta historia. Tal vez... pueda armar de una buena vez a su hipotética futura nuera, o tal vez siga fantaseando... Muy bueno! Shou
25-06-2004 jajaja es buenísimo ese síndrome, ese puzzle vanguardista que el pobre debe tener montado en su cabeza...digno problema de personas buenas y sensibles...demasiado...El texto es magnífico, y la narración excelente...hay que ver cómo con la frase "no, se acabó" diferencias lo que suponía para uno y para otro. Eres buenísimo, amigo!! LoboAzul
24-06-2004 es verdad lo que aquí narras con total naturalidad, un absoluta pintura de la vida cotidiana, ay ay los hijos y us novias mis ***** saludos india
23-06-2004 Un cuento entrenidísimo y muy descriptivo, el orden y los adolescentes, son dos temas que no van tomados de la mano, y los cambios de polola como de humor. Es muy cierto que los padres nos encariñamos con las amigas o los amigos de los hijos, en el tema sentimental, pero la vida es así, ellos recorren territorios, los descubren, los desechan y nosotros los padres nos quedamos con el corazoncito derretido. Un hermoso testimonio, para recordar las diferentes etapas por las que pasan los hijos, hasta ser adultos y comenzar a caminar por la madurez y su destino. Mis cinco estrellas, en tu texto hermosamente escrito. Ignacia
23-06-2004 que lindo que eres!!!! me gusto muchísimo, pero me late que la nuera terminara con el plumero en una mano y la escoba en otra, y el suegro contento. Mis estrellitas, suegro!!! anemona
Ver todos los comentarios...
 
Para escribir comentarios debes ingresar a la Comunidad: Login


[ Privacidad | Términos y Condiciones | Reglamento | Contacto | Equipo | Preguntas Frecuentes | Haz tu aporte! ]