TU COMUNIDAD DE CUENTOS EN INTERNET
Noticias Foro Mesa Azul

Inicio / Cuenteros Locales / sabiel / Cena

[C:508205]

Chupeteaba los últimos huesos, deliciosos, sentía ya dolor de estomago, y la satisfacción de la recompensa. Tanto trabajo, tanto correr, y por fin, la cacería ha terminado. Solo le quedaba el ultimo en la vieja y negra marmita que tanto tiempo esperó.
- ¡Gato endemoniado déjame tranquilo!
Pensó que el quedo ruido lo había hecho el gato, pero el gato no estaba. Recordó de pronto que había muerto el año anterior, y sintió miedo. Se dio cuenta después que solo era el viento en la vieja y húmeda casona.
Estaba solo. Su ayudante lo abandonó por fin después de tantos malos tratos y sin paga aun años antes de morir el gato. Estaba solo completamente.
Sacó la ultima presa de la marmita y la deposito en su plato.
Del miedo paso a la melancolía, pues comenzó a recordar, tantos años, tantas cosas.
-¿Y ahora que haré?...
¡Bah!, mañana pensaré en algo...-dijo queriendo parecer duro, pero se sentía cada vez mas solo.

Y una solitaria lágrima se le escapó rodando por su arrugada mejilla.

Finalmente, mirando el plato y su contenido, chorreando deliciosa salsa, y en un lánguido suspiro sentenció:
-Te echaré de menos, Papá Pitufo...

Texto agregado el 14-10-2012, y leído por 427 visitantes. (11 votos)


Lectores Opinan
26-06-2014 Muy bueno, jajajjaa filiberto
18-06-2014 Me hiciste recordar las leyendas que se contaban cuando estaba en el colegio sobre Papa Pitufo. Muy bueno AlexandroFaviano
31-05-2014 XD, se lo zampa todo. Así no hay modo de no estar solo. justine
14-02-2014 Son de esas veces que duras años intentando conseguir algo de tal manera que te acostumbras y ya que al fin lo logras empiezas a extrañar aquellos momentos donde intentabas obtenerlo. La_sombra
02-02-2014 Jaja!!! Pobre!!! agostina
Ver todos los comentarios...
 
Para escribir comentarios debes ingresar a la Comunidad: Login


[ Privacidad | Términos y Condiciones | Reglamento | Contacto | Equipo | Preguntas Frecuentes | Haz tu aporte! ]