TU COMUNIDAD DE CUENTOS EN INTERNET
Noticias Foro Mesa Azul

Inicio / Cuenteros Locales / vinchenzo2 / La Pelea del Siglo

[C:527607]

Llovia a chorros por la re mierda, y teníamos un concierto de puta madre junto a Fiskales ad-Hok y a una tromba de bandas que ya ni recuerdo, pero eran de aquellas que parecen plagas de ratas con vestimentas de la época y nombres que no le hacen ni juego. Y aunque ninguno de ustedes logre creérmelo se respiraba un aire mas turbio que el ADN de Don Francisco.

Mi amigo el verga negra, bajista de los nuestros ya estaba en el lugar de los hechos junto a su chica, tal como mi hermano canica, el guitarra y solo restaba que apareciera superman, el golpeador de platillos, quien ostentaba orgulloso el record del mas grande mentiroso en la ciudad, nunca nos fallaba pero por Dios siempre siempre se tardaba.
Yo me había divorciado de Carol y estaba de novio, cachondo y juvenil con una hermosa colegiala de cabellos rubios y un cuerpo de ensueño a quien lucia por todos los rincones del gran Santiago, la dulce Beth. Y es que era muy rica hueon, con un culito redondito y virgen, un culito suavecito que había devuelto nuevos bríos a este pene tan avejentado y maltrecho por aquellos días. Algo de credito me había traido el ser la voz de la banda mas puñetera del pais...

-A que hora va empezar mi amor?
-No se hueon, pa' mi que van a suspender la huea.
-Nooo.
-Bah...no voy a conocer yo estos conciertos de cuarta.
-Pucha tengo mas frío.
-Pero arrimese pa'ca po' yo le cubro ese potito que me vuelve loco.
-Yaaa no seai loco.
-Venga mi chiquitita.
-Jajaja.

La gente de la organización del evento ya no podía mas, corrian de aquí para alla cubriendo los enormes equipos con mantas y chales y preparaban el escenario como nunca. Todo debía estar perfecto, su prestigio como festivaleros estaba en juego. Yo creo que intentaron suspenderlo, varias veces, y por el bien de todos. Era un espacio abierto y con una tormenta de aquellas, no resultaría extraño que alguien se fuera cortina por meter los dedos al enchufe y quedara echando humo como hueon, pero la gran convocatoria y el miedo a perder sus vidas pudo mas que sus buenas intenciones. Y es que había muchos, cientos de hueones raros con botas militares y cabellos erectos como pijas, y venían por cierto de todas las comunas, Pudahuel, Cerro navia, Peñalolen y asi, todos en busca de alcohol y rockanroll, incrementado por todo el morbo que provocaba nuestra banda, y las constantes peleas por las cuales eramos conocidos en el mundo entero. Muchos de ellos esperaban ansiosos la oportunidad para darnos por el culo y recuperar su dignidad perdida. Era un caos, pero nosotros estábamos acostumbrados a eso, habíamos crecido en medio de puñetazos y discos amateurs y por supuesto habíamos pasado muchas horas tras las rejas debido a nuestro gusto por el mal vino. Verga negra se acercó hasta nosotros solo para molestar...

-Y..fastidio, supongo que esta noche no hay boxeo.
-Calma nene, la dulce Beth cuida hoy de mi.
-Eso espero hueon, mira que siempre terminamos a los golpes.
-No todo es culpa mía.
-Solo comportate vale ?
-Vale.

Yo no podía asegurarle a priori que no nos enfrascaramos en algun pleito, pués yo no era el unico puñetero del cuarteto, superman y canica terminaban siempre por hacerlo, ademas muchas pandillas estaban reunidas alli, inclusive las tres mas temibles de la P.A.C seguidores incondicionales de nuestra música. La cosa podía ponerse color de hormiga en cualquier momento, pero como todos nuestros conciertos eran asi, no hice mayor caso de las advertencias de verga y fuí por una caja de vino a la botica de la vuelta junto a mi linda Beth, echandome de paso encima unos vatos que mendigaban dinero...

-Huena pelao, presta una monea ?
-Toma. Y le regale $ 20.
-Cha hueon que onda.
-No tengo mas.

Hijos de su puta madre, pensaron que me intimidarían con su aspecto antisocial. Cogí la caja de vino tinto y me largue de alli entre algunos insultos de los pibes...

-No te deseo mal conchetumare....

Dejé a ese monton de chavalas y nos reunimos con toda la tropa. Aquella enorme plaza de población Davila, jamás se vió mas hermosa. La lluvia cayendo a chorros, alumbrada hasta la raja y todos nosotros bebiendo juntos como hermanos, si hasta los skaters de la estacíon comunitaria se unirían a nuestro festín. Y alli estabamos toda la comunidad punk rocker del barrio frente a todos nuestros enemigos, cada pandilla de cada rincón del buen Santiago. La suerte ya estaba echada.

Y entonces el maricón de Alvaro España saludo al gentío e hicieron sonar sus guitarras al son de Anarkía y rebelión. Guaaa quedó la media caga, pero yo preferí no hacerme líos y beber junto Canica y mis carnales de avenida la Marina, sudamerican, gigante Luis, cobre, shaulson, Olivares, solo por nombrar algunos, mas tarde apareceria el mono araya y Saldivia fieros puñeteros del mercado y dimos rienda suelta a la adiccíon por el vino. Mientras el pelado goleador no paraba de gritar miserias en contra de todos los parlamentarios....

-NUNCA VAN A GOLPEAR SUS TRASEROS....!!!

Superman apareció al trote pidiendo perdón por engañarnos una vez mas, yo corrí a sus brazos y bailamos bajo la lluvia. Todo era felicidad pura pero pronto se dejó caer una ultima pandilla, se veían mas fieros y mas bravos que todos y 2 de sus putas hicieron desprecios a mi pene y al de canica, algo se traían entre manos. Vulvas sucias, que se habían creído portaban parches de OI y sus machos conversaban al oído y buscaban mi mirada. Se escuchó una pifiadera terrible y al calvo pronunciar palabras...

-Calma chicos, ya viene Cesantia !!!

Que diablos, ese hijo de puta promocionando nuestra banda ? ni cagando, no le creía una sola palabra, tal vez temía por su vida el chuchesumadre. Pero había que subir y hacer rugir a todo el barrio. Y todos a sus puestos, verga y canica tomaron posiciones pene grande a mi izquierda, cuesco a mi derecha, como siempre. Superboy se fue directo a los tarros y el buen Fastidio elongando hasta las hueas para cantar como los Dioses. " El guata rota" uno de nuestros primeros singles hizo bailar hasta al mas paralitico y la alegría colmó el ambiente. Todo iba normal hasta que "Super Punk" nuestro glorioso himno, odiado por muchos y querido por muchos mas, rechinó con mas fuerzas que nunca provocando la histeria en todo el lugar, pero aquellos rufianes estaban dando un espectaculo aparte bloqueaban el baile y golpeaban con creces a cualquiera que pasara frente a ellos y se mantenían quietos como estatuas, mirandome fijo, y hablaban otra vez al oído. Finalmente y como era costumbre la organización nos solicitó la culmine y lo hicimos solo para que las demás agrupaciones pudiesen gritar al mundo que ellos también estaban enojados, nosotros no lo estabámos pero allá ellos. Beth vino para felicitarme y besarme, y los muchachos para invitarme vino. Canica y verga desaparecieron al igual que mentiras, cada uno en lo suyo, recibiendo imagino congratulaciones. A los pocos minutos canica y uno de sus compinches volvieron destartalados reclamando sangre, otra vez la pandilla maldita. Hijos de mil putas. Les habian robado sus vinos y de paso chutaron sus rajas. Solté a Beth y pedí a los muchachos cautela...

-Vengo altiro...

Estaban de espaldas a mi, rodeando una buena parte del espectaculo, 12 o 13 hueones sumados por cierto a las otras pandillas. Yo portaba mi fiel cinturon de hevilla western asi que lo quité rápido y flexte mis piernas para que el golpe fuese mortal. Fué como si el tiempo se detuviese en ese par de segundos porque di un vistazo a todo el entorno, y supe que de golpear a cualquiera de ellos ya no habría vuelta atras, cerré los ojos y pense en William, el buen escoces y arremeti con lo mejor de mi...

-SOOOOOKKKKKKK !!!!

Le volé el rostro a uno y senti el crujido de algo, fué genial ahora serían míos, pero antes que pudiese voltear a un segundo senti un impacto en seco, fulminante, como si me estallara la cabeza, y todo se hizo oscuro, perdi la nocíon del mundo y vi estrellitas y tetas de color rosa. Y otra vez vi luz y a mucha gente mientras perdía el equilibrio, pero no podía oírlos y se movían en cámara lenta. Me levanté como pude y alguién se acercó hasta mí. Algo me decia pero aún no podía oirle. De pronto otra vez el griterío y la escena en camara normal, me había recuperado y alli seguía aquella chica gritando como loca...

-QUE TE PASÓ HUEÓN MIRA COMO TENI LA CARA !!!

Yo no lo había notado, para nada, pero aquel golpe habia sido feroz, me habia triturado los sesos y la sangre brotaba por todo mi rostro. Guaaaaaaaaaa !!!! El odio recorrió mi cuerpo como abejas el panel, y el escenario esta vez fué como el de aquellas batallas de vikingos, todos peleando con todos. Fuí por uno y lo noqueé, luego me tope a otro y lo mande a la lona y aparecían los mios como destellos para golpearlos hasta la muerte. Había estado en muchos combates pero nada parecido a esto. Veía a canica lanzando cadenazos y rompiendo cabezas, veía a superboy noqueando a otro, veía al mono y a Saldivia peleando sin igual, la lucha era tan brava que ni siquiera los polis se atrevían a intervenir. Vi a un hueón rodar por el piso asi que le pateé sin asco casi sin darme cuenta que era gigante Luis volteado por un rival. Y luego todo fué golpear a quién se cruzara, yo creo que fuimos 30 contra 30 en algun minuto pero poco a poco su valor fué disminuyendo al notar que nada nos podía detener ni siquiera un tren, asi que su numero tambien bajo, recuerdo golpear a un chaval protegido por 4 chicas y recuerdo tambien a Sudamerican lanzar un roquerío y boxear a alguno. Pero lo que mas recuerdo, fué aquel salvaje, no sé en que diablos estaba pensando cuando vino con cadena en mano gritando boludeces, lo que el nunca supo salvo cuando era demasiado tarde es que sus amigos lo habían abandonado en la lucha y se encontraba mas solo que el pico en esas tierras. Así que entendió que si no corría, su muerte asomaba como lo mas seguro y eso hizo si tan hueón no era, y esquivo a muchos de nosotros no se como, saltaba piernas y eludia cadenas, era un hueon muy veloz. Nadie pudo atraparle salvo Olivares quien voló por los aires como un condor y atrapo el balón en esplendida jugada. Pobre tipo, las 1250 chutas que recibió debieron de hacerle mucho daño, ahi recién apareció la policia y nosotros todos emprendimos el escape.

Nos recibiria gustoso el centro asistencial de urgencias del barrio para curar a los caidos y poner a varios de sus enfermeros a nuestra disposicion con hilo y aguja y coser de una vez por todas, las cuantiosas heridas de aquella inolvidable Pelea del Siglo...

Texto agregado el 23-08-2013, y leído por 158 visitantes. (10 votos)


Para escribir comentarios debes ingresar a la Comunidad: Login


[ Privacidad | Términos y Condiciones | Reglamento | Contacto | Equipo | Preguntas Frecuentes | Haz tu aporte! ]