TU COMUNIDAD DE CUENTOS EN INTERNET
Noticias Foro Mesa Azul

Inicio / Cuenteros Locales / freddy50 / El Remanso parte final.

[C:545158]

Se borran los escritos pero lo pude copiar lo vuelvo a publicar disculpen.


Con problemas de salud, dolores en la espalda, voy a retomar el trabajo del reality de El Remanso, primero tirando imagenes y despues volviendo a l camino coherente. Este método de trabajar hace que la historia pueda ser interminable, un defecto quizás pues los argumentos son recorte de vida y siempre finalizan luego del desenlace, en fin tenganme paciencia una vez más, un saludos para ustedes.



Sueños e ilusiones viajan en la sangre.
Ella es un cofre con riquezas que tiene el alma.
Una terraza que sobresale de la enorme inundación.
Con siempre el corazón repartiendo deseos ocultos,
ganas de conservar la historia que se palpa en los seres en generalidades invisibles.
Luego de un año de cumplimentar la nueva órbita, la luna volvió a ocupar su sitio original, pero solamente por sesenta días, volviendo a repetir el mismo trayecto, apenas rosando el planeta tierra, hacerlo girar una vuelta completa y de nuevo la tierra cubierta de agua, casi en su superficie total; por otro período de sesenta días donde rápidamente vuelve a rios, mares, y océanos.
Por su parte, Miguel Contreras, pudo sobrevivir algunas horas luego de recibir la puñalada, pero antes, logró encender el motor del gran gomón, con máquina de los años noventa propulsada con nafta y aceite, líquidos vitales, en este caso suministrados por la reina; que por fortuna y experiencia, transportaba en el pequeño submarino. Miguel, empecinado en ayudar en todo lo que hiciera falta, gravemente herido como se encontraba, con los chinchulines asomando de la panza, dio los piolazos certeros que por fin encendieron el motor, ya que ninguno de sus compañeros tenía éxito con la tarea; más luego fue él quien condujo la embarcación, hasta llegar a la terraza del Demetrio Elíades, con 125 metros, que es el edificio más alto de Mar del Plata, popularmente conocido como el Havanna; donde quedaron alojados hasta que las aguas regresaron a su sitio normal.
El tema que nos ocupa son las cosas del pasado, la muerte de Miguel, del sublevado Sebastián, la milagrosa resurrección de Ana Maria; de como la reina hizo una promesa de dejar el trono a la hija mayor de Miguel.
Pero la realidad es que ha pasado tiempo, y las condiciones de vida son tan diferentes que poco importa lo que haya sucedido. Solamente un tres por ciento de la población mundial ha sobrevivido, sobre todo aquellos que vivieran en lugares altos con relación al nivel de mar. No obstante la reina con prisa reconstruye el imperio en dichas zonas altas, más en los lugares bajos se ponen en condiciones las viviendas idéntico al Remanso de Mar del Plata, con el convertidor como parte vital del esquema de supervivencia, y la misma forma de aislar la propiedad de la inminente entrada de agua cuando se cumple el ciclo del desprendimiento de la luna y el posterior rose con el planeta tierra.
Hoy día la luna es una especie de enemigo solapado, ahora las canciones en torno de ella son de protesta, desagrado, de los deseos manifiestos de querer que nuca vuelva a regresar.
Pablo Y Rodolfo, junto con el resto del contingente, ya en la terraza con el agua hasta las rodillas, debieron contener a las niñas en sus brazos al momento de velar el cuerpo de Miguel, el cual retozaba sobre una puerta de madera, que al momento extrajeron de una habitación contigua, cadáver aun tibio, quien fue trasladado atado de los hombros por la reina con el submarino mar adentro.
En cuanto al hermano del falso inspector, Sebastián, que por separado tanto trastornos le hubieran causado al grupo, fue abandonado muerto, al pie de la vidriera de El Remanso del lado de afuera, más cuando las aguas se iban retirando con soltura fue devorado por tiburones hambrientos que no dejaron ni migitas.
Roberta y Marcela tienen doce años y diez años respectivamente, presenciaron el precario pero emotivo velatorio de Miguel, su padre, pero luego la reina, preocupada por la salud de las niñas, ordenó que regresen al submarino, por lo menos hasta saber cuanto más han de descender las aguas; que por cierto lo hacen rápidamente. Es de suponer que ha este ritmo en unos tres días ya casi estarán nuevamente con los pies sobre la tierra, pudiendo saberse o averiguar hasta donde llegan los límites de la tragedia mundial.
Roberta ahora es la candidata numero uno a suceder en el trono a su madre adoptiva, que en breve tiene pensado abdicar al cargo delegando en la joven el poder del imperio; y tiempo después de aquel día, cuando el conocido astro hubo regresado a su sitio original, hizo la promesa de ubicarse en la región indicada, montar la luna, y llevarla lejos, si por tal situación volviera a suceder lo mismo del principio de la tragedia; dejando de esa manera a su hermana Marcela como nueva reina del trono del imperio.
El mundo está supeditado al nuevo sistema natural. Pero la cultura permanece intacta, aquello que ha quedado sumergido bajo el agua aun puede servir, ser útil, los armamentos, aunque húmedos, son reutilizables, o sea que aun hoy las guerras son factibles; lo mismo sucede con gran cantidad de ciudades, con sus cosas y elementos mojados pero potencialmente útiles; ha nadie le falta nada, sobra lo que siempre escaseo. Pero el hombre ha cambiado radicalmente, la moral, la psicología, el como alimentarse.
La reina intenta con éxito reunir las diferentes maneras de cristianismo bajo una única bandera, con la premisa de: No más diferencias, Cristo es el vehículo para llegar a Dios padre todopoderoso.
La luna ya ha impactado levemente dos veces en la zona del mar Atlántico, entre África y América; donde también en esta segunda oportunidad perecieron miles de sobrevivientes de aquella primera.
La joven Roberta tiene pensado. cuando sea la reina Isabel tercera. esperar allí para subirse y seguir el viaje, dejando a Marcela el beneficio del cuarto reinado también como Isabel, quien habría de continuar con el legado de la madre adoptiva.
Con esta situación tan diferente a la anterior, donde el Vaticano aun continua sumergido bajo el mar Mediterráneo, Alberto maneja la posibilidad de asumir nuevamente como sacerdote; siendo que tiene un hijo con Serena, y convive con una segunda mujer (Que es Enriqueta Beatriz, pareja estable de Serena, compartida por ambos).
Con esta nueva situación mundial nada es de nadie todo es de todos, faltan recursos humanos pero sobran los bienes materiales.
Allí, en tiempo y lugar, cuando habitaron en la terraza salvadora, Ana Maria, madre de Alberto, en un ataque de nervios, fuera de los cabales por la muerte de su amado Sebastián, trajo a colación la verdad de los romances ocultos, incluida la revelación de la relación entre hombres de Mauricio y Sergio, quienes se defendieron argumentando que tuvieron un encuentro sexual para afianzar lazos del proyecto que comparten por el convertidor; que finalmente resultó de un éxito tremendo posibilitando la supervivencia de miles de personas que habitan bajo el agua cuando la luna se deprende del sitio cual pétalo de rosa.
Cuando la luna se desprendió por primera vez, la gente en masa salió de los hogares para observar lo que acontecía, o sea que al impactar contra la tierra y llenarse de agua el planeta casi nadie estaba en sus casas como correspondía, lo que provocó que el edificio Havanna donde anclaron estuviera carente de cadáveres, ellos a medida que las aguas regresaban a la cava iban recorriendo las habitaciones y por suerte estaban vacías de gente muerta. Resumiendo: Finalmente los millones Y millones de muertos fueron a parar a los diferentes océanos.
Actualmente el punto obligado de reunión es en el El Remanso de Buenos Aires, dentro de una ciudad sucia y fantasmagórica, pero que representa un club de barrio para la ciudad, conformando una institución familiar, pues quien más quien menos nadie está exento de haber perdido a familiares y amigos.
El trigo al igual que otros productos de campo abierto no abundan, son selectos, no obstante Mauricio se encarga personalmente de conseguir lo necesario, y Alberto Segovia, como antiguamente lo hacía en las calles como vendedor ambulante, le hecha mano a las torta fritas rellenas, las cuales son el plato obligado del restaurante.
El Remanso de la calle Rivadavia a pasos del congreso, ha sido restaurado y acondicionado para soportar el próximo evento natural, quien se ha dejado de denominar como catástrofe, para ser incluido dentro de las cuestiones que depara la naturaleza cósmica. Los pocos astrólogos que quedan han debido extender los conocimientos, y puesto a observar las nuevas condiciones; despacio, pero a paso firme, la gente va incluyendo una mirada optimista, de riesgo pero fascinante, a cada uno de los encuentros entre la luna movediza y el planeta Tierra tolerante.
Alberto quedó dividido entre dos actividades ilustres e importantes, el sacerdocio y a la vez ser un instructor de la nueva camada de los scouts; a pedido de la reina, junto con Pablo y Rodolfo, manejan un grupo de cinco niños, con el sano objetivo de formar a estos jóvenes en el desarrollo del carácter y la autosuficiencia, por medio de la inclusión en una amplia gama de actividades al aire libre, y también bajo el agua, aprendiendo a nadar, practicando buceo, con programas educativos enfocados en la formación moral, con valores tales como la honredez, amar al prójimo siendo un buen ciudadano, generoso, altruista; en definitiva ser un merecido aspirantes al tan respetado título de Boy Socout, que es o representa, un compendio de lo mejor que tenemos para ofrecer a los demás, hoy más necesario que nunca pues el mundo yace en constante remodelación.
En capital gran número de edificios han debido de demolerse por causa de la humedad, generando espacios públicos, nadie se siente seguro en uno de ellos, y menos aun en los antiguos, y si bien de a poco se van quedando vacíos de pertenencias, casi nadie se atreve a ocupar los departamentos, prefiriendo acampar y más luego levantar una choza precaria, con ello habiendo proliferado los asentamientos de gente, que aunque de manera transitoria, vienen marchando desde el interior del país en busca de oportunidades; una suerte de intercambio entre turistas; pero también los hay de países vecinos y de Europa por ejemplo, no existiendo mayores restricciones para migrar de lugar de pertenencia.
Roberta tiene un Hámster que observa girar en la rueda, pensando que tal vez rondar con el submarino por las inmediaciones del lugar donde la luna hace contacto con la tierra, con ello pueda pasarse de astro sin inconveniente. Ya es sabido que en dicho momento colosal gran cantidad de galones de mar se acomodan en la luna con evidente soltura; distintas observaciones han permitido saber, sumado a que el nivel de las aguas en el planeta ha descendido considerablemente, que la luna tiene agua en cráteres y superficie, no siendo de extrañar que lentamente se construya una atmósfera potable para la creación de vida; asimismo el convertidor podría abastecer de oxígeno con lo cual sería posible sobrevivir en dichas condiciones (Será que los lentes humedecidos de los telescopios describen una realidad inexistente, manifiesta preocupada la princesa, encontrando como respuesta un: No para nada, tajante, por parte de los científicos que asesoran a la reina).
Es escaso el tiempo de bonanza con respecto al planeta despejado de problemas;cual necesidad perentoria nadie que no cuente con un refugio apropiado está exento de tener que huir hacia las montañas cuando el agua se hace presente, es imposible eludir está contingencia a menos que se esté en una vivienda acondicionada para soportar tan duro trance. Por ello el convertidor de agua en oxígeno y nitrógeno sea tan esencial para poder permanecer intactos en condiciones tan específicas.
Sin vuelta atrás los valores morales establecidos han variado muchísimo, virado como la veleta del Remanso de Mar del Plata en tiempo de vientos marinos que invaden el continente, pues el mundo es un embrión, un proyecto nuevo que requiere de flexibilidad por parte de los protagonistas de la historia.
Por así decirlo, chinos, africanos, rusos y árabes se cuentan con los dedos de las manos, hoy los únicos dos imperialismos que existen son: Las calladas montañas, y el excelso imperialismo de la reina Isabel II, ellos son los que allí arriba gobiernan al mundo bajo una sola bandera de unidad, que el viento hace flamear de mientras seduce al silencio; y el resto está sujeto a reglas temporales, donde el aire se troca en correntada, leyes nuevas donde nadie respira seguro sin antes tomar conciencia del cuerpo.
Aun a pesar de la mutación de valores, de ubicación geográfica, y de gobernantes, Ana María García, madre de Alberto Segovia, sigue aun, como el primer día de matrimonio, a coro con el influyente marido, que en paz descanse, odiando al imperialismo Ingles. Nada importa que hayan adquirido el convertidor y que por ello hayan sobrevivido, ella misma, y tantos otros afortunados adquisidores del aparato dichoso.
Queda claro que el planeta ha quedado enorme para la poca cantidad de habitantes, y que son imprescindibles pues el destino se ha quedado muy ingrato con la vida.
En apenas doce meses los campos no logran escurrir el agua que los cubría y por tanto se cultiva arroz más luego de la cosecha se lo almacena para cuando sucede el evento tener provisiones.
Alberto cocina tortas frita con harina de arroz, destila bebida con arroz, canta el arroz con leche al niño que Serena lleva en el vientre.
El hecho que la luna se desprenda provocando estragos, causando unos trastornos bárbaros, no implica que la gente no se pueda enojar con el que tiene al lado. Son pocos los que poseen parientes de sangre, pero la palabra hermano es la preferida para llamarse los unos a los otros.
En este marco solidario Ana María desentona con su actitud de enfado, de enojo permanente, siendo confundida con una mujer insatisfecha cuando en realidad está enojada con la vida. Ella odia tanto a la reina que a diario clava agujas en una muñeca que vendría a representar a su alteza. Ella insiste en pensar que el imperialismo instalado en la Argentina debería ser combatido, no encontrando eco en la propuesta. Es que realmente el planeta es aun una superficie de campaña, es inútil o exagerado domiciliarse permanentemente en el pico de la montaña, pero si muy necesario tener con que huir rápidamente cuando la luna sale de paseo. La reina ha hecho basa en la cima del Uritorco en Córdoba, y además estaciona el submarino a escasos metros donde tiene la morada, pues la marca del agua llega esta esos lugares, y entonces burros y bueyes son utilizados para transportar el vehículo.
No existen países ni presidentes solamente un único reinado; el que pronto ha de heredar la hija del tristemente desaparecido Miguel, no obstante las niñas Roberta y Marcela alientan a la reina a seguir pues es necesario experiencia y sabiduría para llevar adelante al mundo.
Otro gran inconveniente, signo de pobreza, retroceso, parcial sufrimiento, es la ausencia de libros, quienes quedaron flotando en la antesala del olvido. Pero los pocos que quedan, unos de una biblioteca situada en la parte alta de la precordillera de los Andes, son motivo de adoración y objeto de estudio; también se borraron las bases de datos de las redes de la computación, quedando en pie una biblia de Alberto, y retazos de historias y poemas alojados en la mente, que con prisa y pasión se tratan de reavivar con la pluma bañada en tinta.
No resulta sencillo tener que aceptar la perdida de seres queridos, amados, pero ante una tragedia de tamaña dimensión, que aparte se repite, los sentimientos están verdaderamente encontrados, se mezclan sentimientos de distintas cualidades, la nostalgia de un presente ausente con aviso, divino que se esfumó quedando en segundos tan lejos y fuera de compás, la tristeza de perder hasta los pantalones y los ídolos vivientes. Estar afligido por causa de un pasado funesto pero a la vez esperanzado pues delante en el tiempo el sol sigue firme dando aun más calor. Enojado con la luna, pero teniendo que poner buena cara al desconocido que ahora es parte de uno mismo. Obligado a ejercer el altruismo, pero mezquino con el alimento cuando escasea.
Y en esa selva lúgubre pero llena de ternura y nostalgia Ana Maria sirve de contraste pues no levanta la cabeza donde tiene un balde metido hasta el cuello y es tétrico su accionar cuando se desplaza torpemente, y las manos son garras con uñas de acero incandescente, y porta una sonrisa irónica pensando maldiciones.
Y entre tanta ausencia de seres humanos queridos, una mañana, temprano, apareció en El Remanso de Buenos Aires el recordado Bagual Yuca Condic, que salvo su vida por el milagro grande de encontrarse con un amigo que desvió su ruta hacia las altas montañas de Mendoza, por motivo del nacimiento de una niña que hoy es aijada del mismo; indio pintón, que identificara la flecha clavada en la garganta de Miguel como propia de su tribu, los Querandíes, con la que luego se fabricara la veleta, con una frase grabada de reconocimiento al acto heroico propiciado por Miguel Contrera al arrojar la camioneta con comida envenenada al rio Guazunambi (Que, vaya ironía del destino, su traducción del guaraní al castellano, significa: Valle de la luna; valle que a lo mejor hoy esté ocupado con agua de la tierra original del rincón de Milberg).
Pero lo simpático del asunto fue que luego de la algarabía, lógica por el inesperado encuentro, le hicieron llegar a la reina, que casi muere por caer de espalda, la propuesta de matrimonio por parte del amigo Bagual; que de aceptase, pasaría ser de un don nadie a rey omnipresente del nuevo mundo.
Con esta anegdota queda reflejado los parámetros de la actualidad, al observarse como alguien que antes del evento cósmico era un simple conocido, ahora, al instante, se transforma en parte esencial de la vida de una comunidad entera, quedando pequeña la palabra amistad, fraternidad, congénere, para ser reemplazada por la expresión: Parte de uno mismo.
La red de electricidad funciona parcialmente, con muchos cortes, entonces algunos utilizan el convertidor para explotar el nitrógeno y con ello hacer funcionar equipos electrógenos para la empresa o el hogar, pudiendo suplir la falta de corriente alterna, y además sumando más oxígeno al ya existente; lo cual se refleja en un ruborizado extra en la cara teniendo de este modo los cachetes colorados por demás.
Tanto Segio, inventor del dichoso aparato convertidor, como Mauricio y señora, patrocinadores del mismo, no han podido hacer fortuna en dinero, pues como la suma de electrones circulando por un fueye con alambres dentro, el dinero antiguo escasea completamente, para nada existiendo la posibilidad de acuñarlo como en épocas pasadas con el fin de comprar bienes, si no más bien los actuales son una especie de bonos para evitar caer en el incómodo trueque, no obstante el anarquismo figurado imperante, son personas muy influyentes, parte del circulo íntimo de la reina, y con ello se sienten felices y al día con la riqueza personal tan deseada, y anhelada por cualquier mortal en su sano juicio.
Es de suponer, a ciencia cierta nadie lo puede asegurar, que en unos tres meses, la luna debería desprenderse de la órbita y volver a rozar el planeta como lo viene haciendo. La gente de a poco comienza a migrar hacia las montañas y la capital va quedando despobla, son solo algunos pocos los arriesgados que han acondicionado los lugares para quedar debajo del grande océano esperando que las aguas se retiren.
Pablo y Rodolfo se han ofrecido para acompañar a la niña Roberta en la arriesgada gesta de penetrar la luna cuando haga contacto con el agua. Pero sería muy importante que también vaya Sergio pues nadie como él conoce de mecánica y de resolver problemas derivados de lo mismo. Por su parte Alberto planea sumarse viajando en una avioneta, más luego haciendo contacto con la tripulación del submarino.
A duras penas, de todo el ancho mundo, han podido rescatar un solo telescopio, de momento el resto están hechos trizas, propiedad del pariente amigo de Bagual Yuca Condic, un montañez aficionado a la astronomía, pero fundamentalmente a contemplar estrellas, la galaxia, el pequeño universo que se dibuja en los finos lentes, es algo mejor que un par catalejos en serie.
De igual manera, asimismo, deberían poder ver a la luna cuando se desplaza a lo largo de un año alrededor del planeta, pero así como no la pueden divisar cuando se acerca, tampoco cuando continua su recorrido luego de colapsar. Es como si el sol adrede dejara de iluminarla.
Lo cual hace suponer que tal vez allí haga frío extremo, con lo cual fracasaría la misión de acoplarse y permanecer indemnes; pero la clave favorable nuevamente estaría en el convertidor, el cual, en el bendito caso de haber agua, lo que dan por descontado, posibilitaría hacer funcionar estufas tanto a fuego como a electricidad.
La luna ha adquirido vida propia más allá de la simple tarea de envolver al planeta con su presencia, pero el sol es cómplice, por que está desafiando las reglas de la física tradicional dejando ver una magia de tipo cuántica, fuera del entendimiento humano, casi como si estuviera siendo observado por un ente superior. Existe la creencia firme que Dios estaría habitando en las montañas. Que por la mañana toma baños de sol y por la noche guitarra en mano le canta canciones de amor al satélite blanco.
Es entonces que la reina dedica parte del accionar del gobierno a investigar, por medio de un pormenorizado censo, la identidad de cada individuo que vive en las alturas con relación al mar, claro está desde antes del primer evento lunar, más arriba de los dos mil metros, en cualquier parte del mundo que sea; sin importar: raza, credo, o religión, poniendo el acento en encontrar un sujeto masculino con el perfil de un posible ser extraordinario.
La reina, fatigada por el paso de los años, sin marido ni herederos de sangre propia, habiendo adoptado a las niñas con amor, educado otorgando cultura de la mejor y más valiosa, se debate mentalmente sobre a quien dejara en el trono, las circunstancias indican que por la misión de Roberta de viajar a la luna, estar ausente por un año y dos meses, sumado a la posibilidad real que la vida corre serio riesgo, tal vez sería sensato que Marcela merezca ser la postulante número uno; no obstante, la reina tiene pensado asesorar a la sucesora, sumado a que el mundo, salvo por el oro, está carente de codicia por los bienes materiales, abundan y el pueblo no desea lo ajeno, entonces considera que pueden reinar cómodamente sin que ella mayores problemas.
Entre las niñas no existe competencia alguna por arribar a tan alto cargo, e inclusive prefieren que su madre continúe con el reinado, sentadísima en el trono, batiendo records de permanencia hasta que el destino diga basta, pero Isabel prefiere transferir la responsabilidad haciendo un paso al costado; el problema mayor, por aptitudes ambas estarían bien, es que no sabe cual de las hijas sea la más apropiada, indicada. Roberta, de trece años de edad, que parece una joven de diez y seis, es muy impulsiva y muy valiente, no por ello menos inteligente, aunque en ocasiones un tanto autoritaria, pero se sabe que para el cargo de reina hace falta determinación, coraje, intuición, y saber ir para adelante sin arrepentirse por idioteses. Marcela en cambio tiene once, pero representa una bebota de nueve, es fornida como su padre, admira mucha a su hermana, pero tiene ideas propias, y a la hora de hacer valer la opinión formada se expresa como una persona preparada, una facultativa; siempre dice, expresa que quiere ser doctora en medicina, pero al ritmo que lleva la educación en los colegios será difícil cumplir el objetivo, de igual manera ya organiza grupos de rescate y primeros auxilios.
Han construido un castillo en la ladera de la montaña, que no es muy grande pero es un buen castillo al fin. Desde allí, se está montando una base de operaciones, observatorio meteorológico, desde donde se transmitirá en directo la enorme gesta, campaña superlativa, arriesgado viaje, que Roberta y compañía harán a la luna.
El amigo de Bagual Yuca Condic, que ya forma parte de la familia de El Remanso, es un metizo de madre peruana y padre Italiano, que habita sobre el rio Atuel, allí arriba del cerro Sosneado, a tres mil quinientos metros de altura, en San Rafael de la provincia de Mendoza. Sin exagerar debe ser uno de los pocos hombres, junto con Alberto y Ana Maria, que quedó con la familia completa.
Este señor junto con Bagual hicieron un viaje relámpago justo al momento de la gran tragedia que debió soportar el mundo salvando sus vidas por milagro. Se llama Blas Felipe Minelli Amaru, doble apellido, hombre que vive de la caza y de la pesca, sumado a huertas y hortalizas que cultiva.
La reina actual está preparando una avioneta muy singular, bimotor, con el mayor confort posible, e inclusive con dos motores bañados en oro, lo mismo parte del fuselaje, para que sea más fuerte, y de paso tener un ahorro escondido para el día de mañana. Lo mismo ocurre con el submarino, ambos acondicionados para poder alimentarse de energía proveniente del convertidor, y también suministrar oxígeno. La avioneta será del tipo hidroavión pues debe estar preparada para aterrizar sobre el agua apenas divise al submarino.
Cuando Serena fue monja y Alberto otro religioso igual que ella, y un día mantuvieron relaciones calientes en el lugar menos imaginado, quizá manchando el honor del confesionario, la luna estaba tranquila y nada hacia suponer lo que luego sucedería.
Pero no sería correcto decir lo mismo a cuando Alberto, que ya expulsado de la iglesia, vendía tortas calientas en la vía pública, y un hombre buscavida siempre lo atosigaba para quitarle algo de dinero, argumentando pertenecer al staf de inspectores de la municipalidad, mencionando, o peor, haciendo comparaciones aburridas con respecto a que la luna, que por entonces estaba dudosa, como vela que se está por consumir, para lo cual alentaba al engañado Alberto a diferenciarse del astro y que no le titile la mano al momento de pagar al contado, constante y sonante, y ser concreto en realizar una aporte al querido municipio, o distintos establecimientos de cada juridicción pues siempre se hace presente en cualquier lado que Alberto esté metido trabajando; o sea, tratándose el asunto de poner pan caliente, biyuya, en los propios bolsillos, pues en realidad se trataba de un falso funcionario del sistema legal, cuestión que el mundo entero sabía, no desconocía.
Por eso lo importante de la misión de colarse en la luna, para saber que hace, adonde va, que significa esta especie de realidad cuántica, amorío entre astros, traslado real, recorrido completo regresando a la misma posición original; además lograr saber, corroborar, las estimaciones de expertos que indican que si es posible habitar el satélite compañero.
Serena, aun estando embarazada y con otro bebe en custodia, desea sumarse a la misión, acompañar a su amado Alberto. Suele decir: Sería lindo, que lindo sería, que nuestro hijo sea el primer hombre nacido en la luna. Por otra parte Beatriz Enriqueta bien podría educar a nuestro hijo hasta que regresemos. Pero Alberto se niega terminantemente. Él pretende que Serena acepte la realidad y juntos abandonen el ego, hasta quedar reducidos a la fisonomía del cuerpo, el espíritu solitario y solidario, pues el camino del bien requiere entrega moral que proviene del alma desinteresada más no de la carne. Pero Serena entiende que aunque peculiar son una verdadera familia unida que tira para el mismo lado.
Pero distinto es el caso de Mauricio, que cuando conoció a Alberto debajo de un puente, allí en la panamericana, quedó subyugado por la belleza personal de Alberto, pero además por la composición que había formado con el entorno, que lo hacía sentir inmerso en una realidad intrínseca, donde fantaseaba pensando que solamente el don de la creatividad individual puede lograr conseguir tamaño cuadro pictórico; y mirando el cielo juró: A éste señor lo quiero conmigo en el El Remanso.
Alberto hace un polvo o harina, con diferentes chorizos, preferentemente colorados, que va sumando de distintos lugares que quedaron abandonados, e inclusive frigoríficos, empezó buscando por necesidad pero ahora se ha transformado, convertido, en un verdadero hobby esto de buscar chorizos en la ciudad sumergida, los pone nuevamente a secar y luego los tritura hasta conseguir un polvo fino; tiene pensado llevar una bolsa a la excursión a la luna, y preparar algún pescado que puedan sacar, espolvoreado con esta harina grandilocuente.
La reina vigente se ha decidido por Roberta para la sucesión del trono, además pretende que sea pronto antes que la joven salga con la expedición a la luna, e inclusive que la ceremonia se realice en el propio El Remanso de Mar del Plata, justo antes de la partida hacia el punto indicado donde la luna hace contacto allí en el mar Atlántico, a unos escasos quinientos kilómetros de la costa.
Van a contar con equipo de comunicación con lo cual Roberta, quien será Isabel Tercera, ha de reinar desde donde se encuentre (En caso de interponerse una tragedia será su hermana Marcela quien la reemplace de inmediato).
A pedido de la antigua reina, en reunión austera, propiciada en el El Remanso de Mar del Plata, por los anfitriones dueños de la casa, asistiendo algunas autoridades importantes del resto del mundo, se consagra nueva reina Isabel Tercera Roberta Contreras hija del heroe Miguel, un antiguo boy scout fallecido en combate contra los enemigos del sistema monárquico o imperialista.
Renglón seguido se embarcaron, junto con otros expedicionarios, rumbo a la zona donde la luna ha de rosar levemente a la tierra, con la esperanza que se produzca un efecto cuchara que los envíe de una al lugar deseado, siempre especulando conque habrá liquido del mar en la superficie del satélite, o aunque menos en algún cráter, permitiendo hacer su tarea al convertidor fenomenal que hasta la fecha a podido casi convertirse en el aparato más milagrero que existe.
En dicha zona estaba un hermoso velero, de nombre Elortondo, con una tripulación de un único hombre, muchacho llamado Tomás, que aguarda el evento subido, pero acostado boca abajo, en una tabla de barrenar olas.
La joven Roberta muy optimista y entusiasmada, intenta establecer contacto con el joven, Tomás Maximiliano Luis Tomasewky, de origen polaco por parte del padre, de dieciocho años de edad, pero éste estando muy concentrado en la tarea de evitar barrenar el tsunami propio del contacto entre astros y así navegar en dirección a la luna, no repara en nada ni en nadie por más eminencia que sea.
Con Elizabet y Marcela rumbo a las montañas, y el resto de los asistentes a la ceremonia haciendo lo mismo, disparando hacia un lugar con relación al mar los más alto posible. Más, a diez horas después, Alberto en la avioneta de oro zarpa con el objetivo de describir una comba pronunciada y adentrar en la luna como sea.
"Pero que quede bien claro, que si en la luna no hay agua, son boleta, fiambre, cadáver, puesto que ni mi hermana la reina Isabe lIII, ni Sergio el genio candidato a ser embalsamado, o Pablo el máximo instructor de jovenes scout, en el privilegiado submarino serán capases de sobrevivir un día entero; estas fueron palabras fulminantes de Marcela Contreras de tan solo once años de edad.
Finalmente, o primeramente, el velero Elortondo no pudo adherirse a la porción de agua que la luna absorve, como bebiendo de una copa de cristal, y quedo flotando en el espacio cideral. En cambio tanto el submarino como Tomás en su tabla y la avioneta lograron pasar sin problemas. Suscitándose en la superficie como un baldazo en patio de escuela que se va acomodando en diferentes cráteres que de a poco se van colmando de agua mar.
Agua que con el paso del escueto tiempo ha formado una atmósfera que cubre la superficie lunar hasta solamente cien metros de altura, con la misma gravedad que en la tierra, con lo cual es de suponer que la avioneta de oro no podrá volar sino más ser utilizada como un automóvil.

Texto agregado el 29-07-2014, y leído por 158 visitantes. (2 votos)


Lectores Opinan
29-07-2014 hay una parte del texto que se parece a una parte de algo que tengo escrito en mi libro "pero solamente por 60 días...." por casualidad no serás ingeniero? por lo que veo es un relato futurista que hay que seguir, veré tu biografía para encontrar el inicio y poder leerlo completo, un abrazo alejandro_fernandez
 
Para escribir comentarios debes ingresar a la Comunidad: Login


[ Privacidad | Términos y Condiciones | Reglamento | Contacto | Equipo | Preguntas Frecuentes | Haz tu aporte! ]