TU COMUNIDAD DE CUENTOS EN INTERNET
Noticias Foro Mesa Azul

Inicio / Cuenteros Locales / rodolfo_gc_pitti / Canal

[C:553115]

El viejo libanes Trade descendía del radio taxi 550 e inmediatamente se quitó la chaqueta de tweed. Había recorrido media ciudad toda la mañana en medio del tráfico citadino para llegar al hotel Central, sitio de reunión del hampa de la vieja guardia. Encendió un cigarro, entro al hotel y observó los ornamentos de cobre en la pared. Tomo un periódico del cesto y tomo asiento en el bar: Otra víctima más del Tajador de la Robles, una anciana. Ya van 8 y no hay pistas.

Dio un golpe al cigarro, se llevó los dedos a la sien. Ordeno un desayuno continental y espero a su invitado.

El Central, un titan de vidrio y marmol con estructura metalica, destacaba en el viejo centro de la ciudad. A su lado se hallaba la juguería Central, aún operando y saciando la sed de los paseantes. En ambos sitios, uno podía beber el mejor té moruno en toda la ciudad. Trade, mejor conocido como el "Turco", daba sorbos al té y recordaba la breve conversación con el taxista horas antes: Creo ese Tajador le hace un favor a la sociedad, asesina a puras zorras, zorras que son incapaces de amar. Sólo abren las piernas y no el corazón y, luego transmiten sus enfermedades. Sólo hay que verlas jefe, en las esquinas, en las calles, perdidas en la noche, agazapadas en las sombras. Sólo les queda el suicidio, así nomás. El turco sólo veía hacia el lado izquierdo, ignorando al interlocutor. Pensaba en el asesino, no en las víctimas.

1 de la tarde. Se abre la puerta del bar. Entra el detective Macías.
Portaba su cuaderno de notas, traía prisa.

-No entiendo, me citas aquí cuando podemos ir al Grand Palace Viscotti. Sabes que me gustan esas ostras ahumadas.

-Y yo que sufro de gases. Mira, bebete un té. He llegado a unas conclusiones que he estado resumiendo en mi mente. Estas semanas que pasaron, después de nuestro primer encuentro.

Mientras el detective Macías tomaba asiento, recordaba la solicitud del jefe Ordoñez: que se resolviera el caso fuese como fuese, el alcalde era su cuñado y urgía resolver esto. Los madrazos de la prensa dañaban la buena campaña que habían invertido con el partido. Cuando el Turco le dijo que tenía una pista de quien podría ser el asesino, nunca se imagino la cloaca que iba a destapar.


Texto agregado el 04-03-2015, y leído por 52 visitantes. (1 voto)


Lectores Opinan
04-03-2015 esperaré las noticias del detective yosoyasi-
 
Para escribir comentarios debes ingresar a la Comunidad: Login


[ Privacidad | Términos y Condiciones | Reglamento | Contacto | Equipo | Preguntas Frecuentes | Haz tu aporte! ]