TU COMUNIDAD DE CUENTOS EN INTERNET
Noticias Foro Mesa Azul

Inicio / Cuenteros Locales / FERMAT / Vamos a contar mentiras

[C:553227]



VAMOS A CONTAR MENTIRAS


Como es bien sabido, en los años cincuenta, los niños no teníamos a penas juguetes, ni nuestros padres medios económicos suficientes para proporcionárnoslos, aunque eso, fuera de ser un inconveniente había servido para agudizar nuestro ingenio y encontrar muchísimos juegos, que ahora nos parecen inocentes, pero que sirvieron para pasar las horas y compartir la vida con otros niños.

Uno de los que mas me gustaba era el de “Vamos a contar mentiras“, nos sentábamos en corro en la calle o en algún parque y cada uno decía un disparate a cual mayor y ganaba el que dijera una mentira mas grande..

Recuerdo que la mayoría de las veces comenzaba María, siempre con algo relacionado con alguna sensación de envidia referente al mundo que nos rodeaba.

“Pues cuando sea mayor” decía “Seguro que voy a tener un coche estupendo y mi marido tendrá otro y saldremos algún fin de semana al cine o al campo a divertirnos“

“Hala, exagerada” decíamos, “Como vais a tener dos coches eso es imposible”

“Pues veras” continuaba enseguida Raúl “En mi casa tendré un cine pequeño como una pantalla de cristal puesta en el comedor en el que podré ver las películas que quiera”

“Si hombre” en seguida le decíamos”Un cine para ti solo, esta tu fresco”

“Pues yo” enseguida agregaba Marta “Tendré una especie de cajita como un teléfono pequeñito, con la que hablaré con todos y tendrá otro mi hermana y todos mis amigos y estaremos todo el día charlando”





“Estas loca” le decíamos “Un teléfono para cada uno y como vas a llevar el cable, que tontería“

“Pues mi papa ha dicho” continuaba Luisito, que siempre hacia referencia a su papa “Que las maquinas de escribir, los lapice y la tinta de los tinteros no se van a utilizar y cuando seamos mayores podremos escribir dando con el dedo en una hoja como de cristal”

“Y los burros volaran” le contestábamos despectivamente.

Y así íbamos pasando la mañana hasta que le llegaba el turno a Lucia, que siempre era la que conseguía decir la mentira más enorme poniendo fin al juego, pues nos dejaba a todos chafados.

Y le llego el turno.

“Pues cuando yo sea mayor, todo el mundo vivirá estupendamente, cada uno trabajara en lo que le guste y ganara lo necesario para comer, comprase ropa, llevar a sus hijos al colegio, tener una casa bonita con calefacción y cuando este enfermo tendrá medicinas y médicos para curarse y no habrá pobres”

Con lo que una vez mas terminábamos el juego, éramos pequeños pero no lo suficientemente inocentes como para no saber que una vez mas Lucia había ganado, su mentira la mayor de todas.


Fernando Mateo
Marzo 2105



Texto agregado el 07-03-2015, y leído por 126 visitantes. (3 votos)


Lectores Opinan
13-03-2015 Muy bueno! Carmen-Valdes
07-03-2015 Me gustó mucho tu narración. Interesante y reflexiva. jarabe
07-03-2015 Ingeniosa critica social. Saludos kharey
07-03-2015 La mentira de Lucía no se la cree nadie;ni ella misma.UN ABRAZO. GAFER
 
Para escribir comentarios debes ingresar a la Comunidad: Login


[ Privacidad | Términos y Condiciones | Reglamento | Contacto | Equipo | Preguntas Frecuentes | Haz tu aporte! ]