TU COMUNIDAD DE CUENTOS EN INTERNET
Noticias Foro Mesa Azul

Inicio / Cuenteros Locales / heraclitus / Una teoría sobre Jack el destripador

[C:555429]

Es interesante que a un escritor de cuentos infantiles, Lewis Carroll, se le haya atribuido la autoría de los crímenes de Jack el destripador. Por lo que como aprendiz de escritor daré mi impresión:

Jack el Destripador (Jack the Ripper en inglés): El citado apodo se originó de una carta escrita por alguien que se adjudicaba los asesinatos bajo este alias, y como resultado de su difusión por los medios de comunicación, dicho nombre pasó a ser conocido por la sociedad en general. Se trató de un asesino en serie de identidad desconocida que cometió varios crímenes en 1888, principalmente en el distrito de Whitechapel en Londres, así como en las áreas empobrecidas de los alrededores. Todos estos lugares estaban superpoblados por inmigración y llenos de burdeles en contraste con su pobreza.
Con frecuencia, Jack el Destripador es descrito como un asesino inteligente, eficaz, burlón, astuto, frío y obsesionado por el asesinato. Los ataques que se le atribuyeron involucraban a mujeres prostitutas de barrios pobres y tenía un modus operandi distintivo, que consistía en estrangulación, degollamiento y mutilación abdominal. La extracción de los órganos internos de al menos tres de las víctimas llevó a pensar que el asesino tenía conocimientos anatómicos o quirúrgicos. Por otra parte, los rumores de que los asesinatos estaban relacionados entre sí se intensificaron en la creencia popular.
Dado que nunca se pudo probar quién o quiénes fueron los culpables se establecieron muchas teorías sobre la identidad del autor o de los autores. A mi juicio el principal sospechoso fue:

Montague John Druitt
Uno de los nombres que más se mencionó como sospechoso de los crímenes de Whitechapel fue el de Montague John Druitt, un abogado hijo de un cirujano de muy buena familia, que él desapareció justo tras el crimen de Mary Kelly (última víctima probable de Jack). El cuerpo de este abogado de 37 años fue hallado un mes después flotando sin vida en el río Támesis. Se pensó en un suicido.
La sospecha hacia John Druitt parte de unas investigaciones realizadas años después de que el caso fuese cerrado por el jefe de policía de Scotland Yard, Sir Macnagthen. No hay evidencia sobre por qué Macnaghten lo consideró un sospechoso serio porque el expediente del caso sigue cerrado al día de hoy y sus únicas declaraciones públicas habían sido que no sólo él sospechaba de la culpabilidad de Druitt porque era "sexualmente insano", sino que además su propia familia creía que había sido el asesino.
Montage John Druitt nació el 15 de agosto de 1857 en Wimborne, Dorset. Fue un graduado del Winchester College, abogado, profesor, y deportista que integró equipos de críquet. Esa persona falleció a los treinta y siete años de edad, escasos días después de acaecido el último y más terrible de los asesinatos del mutilador victoriano (el de Mary Jane Kelly, nueve de noviembre de 1888). Su cadáver en estado de descomposición fue retirado de las aguas del río Támesis el último día de ese año. Aunque en ensayos posteriores sobre los crímenes victorianos se planteó que pudo haber sido víctima de homicidio, la opinión más compartida es que su muerte se debió a suicidio.
Sir Macnaghten mencionaba a este suicida como un sospechoso de primera categoría. En dicho informe, el alto mando policial expresó que Druitt era de familia bastante acomodada y que su cuerpo sin vida fue rescatado del Támesis el 31 de diciembre de 1888. También destacó que los parientes del fallecido creían que él era el asesino.
Druitt, joven abogado, fue infectado por sífilis, enfermedad que era una plaga a finales del siglo XIX y le provocó desordenes mentales, causa de su odio a las prostitutas y fue el motivo por lo que se dedicó a desaparecerlas, como hijo de cirujano tenía conocimientos médicos, es probable que en un periodo de lucidez y al darse cuenta de las atrocidades por él cometidas haya incurrido en el suicidio. Después de su muerte cesaron los crímenes, hecho que reafirma más la autoría de este sujeto.
Los policías de la época sabían quién era el autor, pero una cosa es saberlo y otra probarlo fuera de toda duda. Y esta es la causa de que se convirtiera en un mito con múltiples leyendas.

Texto agregado el 01-05-2015, y leído por 154 visitantes. (6 votos)


Lectores Opinan
01-05-2015 El tema policiaco siempre es fascinante. Me faltó precisar un dato: la familia de Druitt estaba convencida de que él era el culpable. Vale. Terryloki
01-05-2015 Muy buen y sustentado ensayo. Mira, yo creo que el planteamiento que hace Autumn es bien acertado. Es un interesante trabajo que da pie a un debate serio y a muchas especulaciones. Me gustan tus escritos que conducen a la reflexión y a la búsqueda de nueva información. Un abrazo largo, y feliz día de los trabajadores. SOFIAMA
01-05-2015 Buen relato, de uno de los misterios sin resolver, porque como bien dices, una cosa es saberlo y otra probarlo fuera de toda duda. jdp
01-05-2015 Buena reflexión bien documentada . Así todo mi imaginación retorcida quiere pensar que no fue suicidio sino que la última mujer que intentó asesinar logró defenderse de alguna forma y dejándolo inconsciente lo tiró al río donde se ahogó . autumn_cedar
01-05-2015 Tiene lógica la reflexión. 1. En esa época no se podía curar la sífilis. 2. La enfermedad provoca trastornos mentales. 3. Explica el motivo: fue infectado por una prostituta. 4. El suicidio del asesino interrumpió la investigación. 5* Terryloki
Ver todos los comentarios...
 
Para escribir comentarios debes ingresar a la Comunidad: Login


[ Privacidad | Términos y Condiciones | Reglamento | Contacto | Equipo | Preguntas Frecuentes | Haz tu aporte! ]