TU COMUNIDAD DE CUENTOS EN INTERNET
Noticias Foro Mesa Azul

Inicio / Cuenteros Locales / ome / El parque.

[C:590312]

El parque.

Aquel era un parque especial, estaba en el lado oeste de la ciudad, era el lugar ideal para los paseos, caminatas o cualquier deporte para niños, además de los juegos tales como toboganes y hamacas para los más chiquitos, tenía bancos con mesitas para todo aquel que quisiera pasar una tarde tranquila con amigos, jugar a las cartas, dominó o ajedrez y ni hablar de quienes iban a tomar mate o simplemente a leer un buen libro.
Por las mañanas era una delicia poder ver la diversidad de árboles de todo tipo y color que daban un aspecto de postal a dicho parque y por las tardes cuando caía el sol, la puesta del astro formaba entre luces y sombras, algo maravilloso.
En Otoño, las hojas caídas que enriquecían el paisaje con sus colores pastel, daban un toque espectacular al lugar. Pisarlas parecía un sacrilegio.
Toda esta hermosura vivían las personas que por allí paseaban pero una tarde, Lucas, un muchacho que solía correr por ese parque tuvo un encuentro muy desagradable, al detenerse para tomar agua, pisó un montón de hojas que formaban un montículo bastante grande pero que se confundía con el paisaje, de pronto la vio, era una mujer de unos sesenta años, escondida bajo las hojas, Lucas quiso ayudarla a levantarse sin darse cuenta de que dicha mujer estaba muy mal herida, tenía un golpe en la cabeza pero aún estaba con vida, al acercarse ella lo miró suplicante y pronunciando el nombre de “Javier” dejó de existir en los brazos del muchacho. Bastante asustado la dejó en el suelo y con su celular llamó a la policía.
Al llegar los uniformados, Lucas seguía al lado del cuerpo de la desdichada mujer, como un guardián no la dejó sola ni un momento a pesar de que los curiosos y sorprendidos se fueron acercando cada vez más.
Una ambulancia llegó junto a la patrulla y luego de las pericias necesarias, se llevó el cadáver.
Lucas tuvo que acompañar a la policía y contar todo lo que había hecho desde el momento que encontrara a la mujer y lo que ella le había dicho antes de morir.
Luego de prestar declaración pudo marcharse a su casa no sin antes dejar todos sus datos en la comisaría.
La mujer resultó ser María del Carmen Arzuaga, una pintora paisajista que se encontraba pintando un cuadro, el cual se encontró tirado entre los árboles a pocos metros del lugar donde murió.
Era una mujer casada, cuyo esposo, Javier, también era pintor aunque no tan conocido. El esposo, luego de ser notificado de lo sucedido, tuvo que testificar, el hombre se encontraba muy dolido por lo que le había pasado a su esposa, dijo que esa mañana tenía que entregar un cuadro y que por tal motivo no acompañó a su esposa, como lo hacía siempre al parque.
La mujer fue depositada en la margue hasta su autopsia.
Ahora venía lo más complicado para la policía, según la autopsia, murió debido a un golpe en la cabeza con tal fuerza que le perforó el cráneo y a pesar de no haber muerto en el instante, la muerte era segura.
Cuando el médico forense dio por finalizado el trabajo el cuerpo fue entregado a la familia para su entierro.
La familia pensó que lo mejor era cremar el cuerpo tal cual lo hacía su familia y luego de los preparativos y del velatorio, se dio paso a la cremación y todos volvieron a sus respectivas casas.
La policía, a cargo del comisario Omar Medina, no había cerrado el caso ni mucho menos, él personalmente junto a un oficial visitó a cada uno de los miembros de la familia, es decir al esposo y a los hijos por separado.
Lo dicho por Lucas había quedado gravado en la mente del comisario debido a que la mujer había nombrado a Javier, supuestamente, su esposo, antes de morir.
La casa del matrimonio era muy hermosa, se notaba que allí vivía gente de buen gusto y a la cual no le faltaba dinero para darse todos los gustos.
La casa de Leo era también de muy buen gusto donde se destacaban pinturas hechas por sus padres en cada una de las paredes, estaba casado con Juliana y tenían tres hijos, el joven era empresario y se veía que le iba muy bien aunque nunca pudo ver a su esposa, se encontraba trabajando y los hijos en la escuela.
El apartamento de Gustavo era algo extraño, vivía sólo aunque tenía un hermoso somier de dos plazas en su dormitorio pero en él no había ningún cuadro de sus padres, al contrario, las paredes lucían vacías. En su computadora se le podía ver con un amigo o con varios, de dudosa apariencia.
El mayor de los hermanos era bastante diferente del resto de la familia en sus rasgos personales, mientras él era rubio de ojos celestes, su hermano a pesar de tener los ojos celestes también, era de pelo negro.
El comisario tenía una vaga sospecha de que alguno de la familia le estaba mintiendo sobre sus coartadas y se dedicó de lleno a averiguar todo lo que pudiera de ellos.
También juntó las pistas que tenía del homicidio, junto al cadáver se habían encontrado unos papeles que por estar debajo de las hojas en el momento no se habían visto pero al llevarse el cuerpo, los camilleros de la ambulancia habían puesto todo en una bolsa, todo lo que encontraron junto al cuerpo por si se encontraba algo que pudiera ayudar en la investigación, ya estaban acostumbrados a juntar evidencia sin que nadie les pidiera, simplemente la juntaban y se la entregaban a la policía.
Un papel llamó la atención del comisario Omar, era el trozo de una tarjeta que en el momento no supo de quién era pero que luego de examinarla comprobó que pertenecía a un abogado conocido de la familia.
Luego de comprobar todas las coartadas y de tener armado el cuadro, según él, reunió a todos en su despacho, abogado, esposo e hijos.
Comenzó diciéndole al esposo:
___ Sr. Javier, he comprobado que en el momento del asesinato usted dio una coartada falsa, dijo que había ido a entregar un cuadro y que por eso no pudo acompañar a su esposa pero sé de buena fuente que usted no ha vendido ningún cuadro en unos cuántos meses y que de hecho sus finanzas no andan del todo bien.
___Sr. Comisario, no sé qué decirle… en fin, es cierto, no he vendido ningún cuadro pero eso no me convierte en asesino, la realidad es diferente, mi esposa y yo teníamos desavenencias pero nos llevábamos muy bien.
___Eso puede ser cierto pero he estado con una tal Srta. Amanda… la conoce?
Javier se puso colorado y trató de no ver a sus hijos pero Leo lo increpó, sabía que tenías una amante pero ¿matar a mi madre?
___No hijo, no la maté, sé que se ve muy mal pero mi coartada es justamente Amanda, nos vimos esa mañana en su casa.
___Es cierto, lo comprobé, usted parece no haberla matado aunque no lo descarto aún, pero usted Leo, también me mintió en dónde estaba…
___Es cierto, le mentí porque no podía justificar dónde me encontraba sin delatarme.
___No se preocupe, ya sé dónde estaba, a esa hora estaba por subir a un avión que lo llevaría muy lejos, no quería volver a su casa, lo sé, mis detectives me lo dijeron, su mujer es una tirana y usted está cansado de ella pero a último momento pensó en sus hijos y volvió.
___Ahora lamento no haberme ido, pensaba radicarme en París y volver para llevarme a mis hijos, lo tenía bien planeado con la ayuda de mi madre, ella estaba al tanto de todo y me iba a dar la tarjeta de un abogado, Javier Morales pero cuando fui a su casa esta mañana ya se había ido a pintar como todos los días.
___Eso también lo sé, encontramos la tarjeta del abogado y como lo tiene frente a usted quizá algo bueno salga de todo esto y pueda ayudarlo sin tener que irse del país.
El comisario habló ahora con Gustavo, el hermano mayor.
___¿Qué me dice usted Gustavo?, ¿acaso también me mintió?
___Bueno… yo no maté a mi madre, pero en realidad no estuve donde le dije…
___Eso también lo comprobé.
___Pero no significa que yo lo haya hecho, me llevaba muy bien con mi madre…
___Hasta que descubrió el último testamento ¿No es cierto?
___¿Qué me quiere decir con eso?
___Usted se enteró de que no es hijo de su madre, ellos lo adoptaron cuando nació, es hijo de una mujer que se encuentra en la cárcel ¿No es cierto?
___¿De dónde sacó usted ese disparate?
___No mi querido amigo, usted ya lo sabía desde hacía mucho tiempo, su madre se había cansado de darle dinero por eso la mató, antes de que cambiara el testamento por eso ella tenía la tarjeta del abogado, usted no estaba trabajando como nos dijo, su jefe me dijo que se había marchado enfermo. Ese día volvió del trabajo y la siguió, quiso sacarle la tarjeta del abogado para saber quién era y en el forcejeo un trocito quedó en el piso pero… a pesar de que sé que la mató también le digo que su cómplice marchará a la cárcel con usted y diciendo esto se paró de su asiento para ponerse justo detrás del padre de los hermanos.
___Sospeché de todos pero tuve que ir comprobando los movimientos de cada uno hasta que descubrí que Gustavo no tenía nada de dinero, es un jugador, que su madre biológica está en contacto con él y que su madre adoptiva se había cansado de darle dinero y que estaba viendo cómo hacer para sacarlo de su testamento pero también me enteré de que Javier, el esposo también era un vividor, sus cuadros eran un desastre y que la mayoría habían sido pintados por su esposa aunque él los firmaba y que ésta había descubierto el romance de su marido con otra mujer entonces asocié que tampoco a él le servía que hiciera un nuevo testamento, los dejaría sin nada y eso no estaba en sus planes por eso con ayuda de su hijo adoptivo planearon todo.
La amante también estaba enterada de lo que querían hacer pero no los denunció, era mucho lo que estaba en juego como para quedarse sin nada.
El caso fue resuelto, los asesinos y su cómplice la amante, fueron presos,
El comisario Omar llamó a Lucas para comentarle que todo había sido resuelto y que podía volver al parque con confianza.
El sol volvió a brillar en aquel hermoso parque y Lucas como tantos otros olvidando el lamentable hecho de sangre, volvieron a disfrutar de aquellos hermosos días de Otoño.

Omenia 3/10/2018




Texto agregado el 03-10-2018, y leído por 0 visitantes. (11 votos)


Lectores Opinan
08-10-2018 Buena y entretenida trama Ome! Un abrazo, sheisan
04-10-2018 Pues ese comisario Omar Medina era todo un Hércules Poirot; y tú una Agatha Christie. Muy buenos diálogos, Ome querida, en esa historia bien tejida. Te quedó de perla la trama. Un besote. Te quiero. SOFIAMA
04-10-2018 El dinero el foco causal de las envidias, buen cuento mantiene la intriga, Abrazos y rosas ome sendero
04-10-2018 Ome. Me encantó tu cuento. Besotes Kahedi
03-10-2018 Bueno Omenia me sorprendiste con este cuento, me gustó la trama y el desenlace. Besitos. Magda gmmagdalena
Ver todos los comentarios...
 
Para escribir comentarios debes ingresar a la Comunidad: Login


[ Privacidad | Términos y Condiciones | Reglamento | Contacto | Equipo | Preguntas Frecuentes | Haz tu aporte! ]