TU COMUNIDAD DE CUENTOS EN INTERNET
Noticias Foro Mesa Azul

Inicio / Cuenteros Locales / claudio_antonio / ALEJANDRA

[C:591162]

Salgo de la biblioteca y me voy derecho a la plaza mayor, frente a la iglesia principal, ya lleno de personas debido a la celebración del día y la noche de las brujas. Me quedo un buen rato sentado en las gradas fingiendo ver la gente aglomerándose, los niños y adultos disfrazados alrededor de las casetas, sólo porque unas gradas mas abajo y un poco en diagonal, hay una mujer excepcional, sentada y saboreando un helado. Me dedico a observarla por su exótica belleza, pues hace unos meses una tarde cualquiera también estuvo sentada en las mismas gradas, solitaria, un poco más arriba de donde se halla en estos momentos. La observo y su presencia me recuerda nó se porqué, a Alejandra Vidal Olmos, la trágica heroína de Sobre Héroes y Tumbas, la novela de Ernesto Sábato. Su aspecto lo puedo describir en parte como el de una modelo de los años setentas. Las mas bellas que adornaron las revistas en blanco y negro. Viste un sencillo vestido negro, de esos que tienen un quiebre en la cintura y de ahí hacia abajo, parecen una falda que no es ajustada sino que hace ondas cuando hay desplazamientos. Es delgada pero se notan sus brazos y piernas fuertes, de músculos suaves y tonificados.

Me pregunto si se trata de una deportista desconocida de visita en la ciudad, o simplemente es cualquier muchacha que asiste a algún gimnasio. En su conjunto es una mujer enigmática y extrañamente hermosa. El cabello largo y liso, casi hasta la cintura, y las facciones un poco indígenas. La piel trigueña y los ojos oscuros, de mirar profundo, inquisitivo, inteligente, con las cejas depiladas y las pestañas largas y delineadas. Un detalle más. La piel del rostro evidencia tenues salpicaduras de acné, sin embargo, ello le da un aspecto de mujer madura y cierta expresión de gravedad intelectual. La nariz es recta y armoniosa sobre sus labios gruesos y sin rubor. Su edad es indefinible, pues bien podría tener veinte años aunque podría pasar de treinta. Su imagen me resulta obsesiva, imperturbable, y no ceso de mirarla, a veces fingiendo mirar hacia otro lado y pensando en su reacción si venciera mi incertidumbre y me acercara y sentara a su lado, desarmado, sin ningún pretexto para hablarle. Me parece ensimismada en el círculo invisible de su soledad pues permanece todo el tiempo observando hacia la lejanía, como si no estuviese en medio de tanta gente ni escuchara el bullicio, ni mirara a nadie en especial. Hay en su actitud un dejo de distanciamiento que me impone un plácido respeto aunque solo sonría unos momentos cuando los presentadores disfrazados hablan del triunfo del NO al Fracking, y anuncian la supuesta presencia de “Fredy”, un nombre arbitrario para el águila del páramo....
D.R.A Claudio A Cruz

Texto agregado el 02-11-2018, y leído por 21 visitantes. (4 votos)


Lectores Opinan
02-11-2018 Coincido plenamente con la idea de Sheisan. También me gustó! MujerDiosa
02-11-2018 Muy buenas descripciones. Me transportaste a los paseos marítimos cuando voy a la playa. Y yo de puente, y en Benidorm que se están bañando, puchas. Daiana
02-11-2018 Lindo relato, una redacción muy pulcra y entretenida. Me gustó! sheisan
02-11-2018 Me gustó mucho. Déjate llevar por el embrujo. Marcelo_Arrizabalaga
 
Para escribir comentarios debes ingresar a la Comunidad: Login


[ Privacidad | Términos y Condiciones | Reglamento | Contacto | Equipo | Preguntas Frecuentes | Haz tu aporte! ]