TU COMUNIDAD DE CUENTOS EN INTERNET
Noticias Foro Mesa Azul

Inicio / Cuenteros Locales / dokini / 2098

[C:591390]

2098

Desde los comienzos del siglo, en el mundo de la ficciónel futuro era tratado con una visión bastante homogénea, por aquellos tiempos era unánime que los escritores y guionistas nos transportaran a un mundo extraño y complejo. Imaginaban a grandes corporaciones que manejan todo, estados desdibujados y una clara definición de la sociedad basada en un mundo egoista, materialista, en lucha por un poder espantoso, que dolía y enfermaba.

Otro grupos de excluidos no la pasaban nada bien, eran como los desechos de ese mundo poderoso, un submundo o inframundo, de realidad distópica.

Pensar que todavía ahora, en los albores del año 2098 sigamos hablando del tema. Y lo mas curioso es que se tome como algo ficcional, cuando es una realidad que duele y que nos cuesta reconocer por estos días.

Es junio y me encuentro en lo que fuera la Ciudad de Buenos Aires, otrora cosmopolita, inclusiva y solidaria. Sus valores siguieron la suerte de sus símbolos, perdidos en la memoria se esconden el Obelisco y el tango, su música ciudadana.

El avance de la desocupación, la pobreza y la indigencia, sumados a las variadas formas que querer controlarlas, derivó en violencia represión y muerte. Grupos fundamentalistas de ambos bandos trataron de organizarse en su defensa, ambos cargados de odios, rencores y envidias.

Alguien dijo, “pinta tu aldea y pintarás el mundo”.

Tan irrefutable es esa frase que no solo mi lugar había cambiado sino que el fenómeno tenía aristas mundiales.

No se en que momento aparecí de este lado, de los que nada tienen, en lucha con los que nada necesitan. Logramos armar un sistema social basado en preceptos de aquellas democracias imperfectas que nos condujeron hasta estos tiempos, aunque lejos del ideal de sociedad dista de los otros, pergeñados por los poderosos, que armaron sociedades en base al poder, al dinero y a la superioridad étnica.

Lo cierto es que que cada vez mas personas del otro lado vienen para el nuestro. Todos son bienvenidos, sin reproches y sin preguntarles nada.

Afortunadamente los cambios no han podido con los escritores y cronistas de la realidad, que ahora avisoran nuevos paradigmas, donde se tiene en cuenta al otro y se lo respeta.

Tal vez en un tiempo no tan lejano se logre lo que hace varios siglos se acuñó en la vieja Europa con los revolucionarios franceses: Libertad, Igualdad y Fraternidad.

Otrebla


Texto agregado el 11-11-2018, y leído por 19 visitantes. (0 votos)


Para escribir comentarios debes ingresar a la Comunidad: Login


[ Privacidad | Términos y Condiciones | Reglamento | Contacto | Equipo | Preguntas Frecuentes | Haz tu aporte! ]