TU COMUNIDAD DE CUENTOS EN INTERNET
Noticias Foro Mesa Azul

Inicio / Cuenteros Locales / Gericos / Chess: Frases de Ajedrez

[C:596769]

MIS REFLEXIONES Y PENSAMIENTOS AL REDEDOR DEL AJEDREZ:


• ¡La genialidad es irrefutable!

• A los caballos les temo -no por sus acrobáticos saltos - sino por sus inesperados e inconcebibles asaltos.

• Al igual que existe la norma universal de pieza tocada, pieza movida; debería existir otra aún más forzosa y obligante: jugada pensada, jugada antes bien analizada.

• Así como en el póker podemos deshacernos de cartas que dañan nuestro juego y reponerlas por otras "posiblemente" mejores, en el ajedrez debemos deshacernos permanentemente de las jugadas malas que puedan -a la larga- afectar la partida.

• Así como ficha tocada debe ser ficha jugada; igual, jugada pensada debe ser jugada antes bien revisada.

• Cada jugada, por buena o mala que sea, determina las posibilidades de la siguiente, y así sucesivamente, hasta concretar -en últimas-, el curso final de toda la partida.

• Cada pieza del juego obedece al instante y sin reparos la decisión indiscutible de la mano que la guía: unas veces para llevarla a la gloria (!!); otras, para sumirla en la vergüenza (??). De "Chaturanga: cuentos para ajedrecistas".

• De una caja donde silenciosamente duermen, emergen –uno a uno- los trebejos, y sobre un tablero blanco y negro van ocupando sus respectivas y conocidas posiciones. Luego de agotadoras e incansables luchas regresan a descansar y a la caja van a dar, a la espera de esa mano poderosa que las vuelva de su enigmático sueño a despertar. De "Chaturanga: cuentos para ajedrecistas".

• Desde muy pequeño aprendí en vivo los conceptos del ajedrez: Mi padre era el rey, mi madre la dama, mi hermano mayor la torre del rey, otros hermanos se repartieron entre alfiles y caballos y yo, un simple Peón, al servicio de todos.

• El ajedrecista es el único hombre al que le dan –desde que nace- una dama por compañera; pero, luego, durante el curso de la vida le está permitido –con libertad y autonomía- conseguir ocho más, coexistiendo con ellas en perfecta y pacífica armonía. De "Chaturanga: cuentos para ajedrecistas".

• El ajedrez, como el amor, es sólo cosa de dos.

• El libro dice, pero el jugador es quien sobre el tablero hace.

• El ruido de la batalla sólo se escucha en la mente de los jugadores, ni las piezas sobre el tablero son capaces de musitar palabra; hasta sus movimientos son elegantes, pues se deslizan con sobria cautela.

• Empecé siendo un seguidor del ajedrez, ahora el ajedrez me sigue a todas partes.

• En ajedrez, los cálculos son la apariencia, los planes la esencia.

• En ajedrez, sea que se gane o que se pierda, siempre se gana; pues en las derrotas a menudo encontramos las mejores lecciones.

• Fisher ha sido el jugador que más largo a enrocado en la historia del ajedrez mundial.

• Hay varios tipos de jugadas. Desecha todas las regulares y las malas. Haz sólo las buenas.

• Hubo un tiempo que me aprendí de memoria las 50 mejores partidas de Fisher, pero jamás aprendí a jugar como él.

• Jugada a jugada se va tejiendo el destino de una partida, así como hoja a hoja va creciendo un árbol. Si el tronco de éste es fuerte, una jugada débil no lo hará caer; pero si el tronco es frágil, una mala movida más, lo destruirá del todo.

• Jugar contra una máquina nos lleva a cometer toda clase de atropellos éticos contra ella que jamás tendríamos contra un humano: la espiamos, le solicitamos ayuda, consultamos libros de aperturas, le minimizamos su tiempo de pensado, le definimos su nivel de juego, le forzamos su profundidad de análisis, le cambiamos de lado, le hacemos esperar cuanto queramos, le obligamos a jugar a nuestro antojo, llegamos a devolver jugada tras jugada, si sus comentarios nos molestan la silenciamos y si nos aburrimos de jugar con ella, la abandonamos groseramente sin aviso y, jamás, sentimos remordimiento ni recibimos de parte ella reproche alguno.

• La Negras tienen mejor cuerpo que las Blancas.

• Las buenas jugadas suelen estar escondidas para quien está jugando, no para quienes le ven jugar.

• Las Negras son mi debilidad.

• Lo grandioso del ajedrez es que después de todo combate -por cruel y sangriento que haya sido-, las piezas vuelven una y otra vez sin rencor a sus posiciones iniciales, olvidando las heridas, con nobleza y sin ánimo alguno de venganza.

• Los verbos del AJEDREZ son: (A)tacar, (J)aquear, (E)squivar, (D)ebilitar, (R)odear, (E)xplorar, (Z)arandear...

• Nada me irrita tanto de mi juego, como cuando luego de pensar por largo rato una jugada, realizo otra muy distinta que es perdedora.

• No ataque sin un plan, no planee sin una idea.

• No deje ni una pieza del juego sin revisar su debilidad o su fortaleza, así sabrá que ha hecho todo lo que ha podido.

• No existe mayor placer ni deleite intelectual que la concepción detallada de una buena combinación que tras su perfecta ejecución consigue el resultado esperado: mate o ganancia de material.

• No se desgasten atacando puntos fuertes del enemigo, ataquen más bien puntos débiles; así poco a poco, también caerán sus fortalezas.

• Piensa dos veces antes de jugar: primero como tú, segundo como tu contrincante.

• Pregúntate si la jugada que vas a hacer ahora te acerca a la posición en la que quisieras estar más tarde.

• Que el ajedrez no te permita devolver jugadas, es porque quiere enseñarte a ser responsable de cada uno de tus actos.

• Quien no reconoce sus errores ni los revisa a fondo en el tablero, está condenado a que una y otra vez a que éstos mismos se repitan.

• Quisiera tener la visión de los que me miran jugar, y poder ver lo que ellos sí advierten sobre el tablero.

• Se cometen muchos errores (que de seguro podrían evitarse) por culpa de la apatía para revisar antes todo el tablero.

• Sentencia Cartesiana: ¡Pierdo, luego insisto!

• Si el pensador de Rodín hubiera sido ajedrecista, de seguro sabríamos lo que está pensando.

• Si no se es genio para jugar bien al ajedrez, lograr un alto nivel exige mucho esfuerzo, sacrificio y dedicación.

• Si pierdo un peón, me entristezco; si pierdo un caballo o un alfil, languidezco; si pierdo una torre, palidezco; si pierdo mi dama, enmudezco; pero, si pierdo la partida… perezco.

• Si un buen día se arruina con una mala partida, un pésimo día lo arregla una buena.

• Un computador no sabe distinguir entre una jugada de ataque o de defensa y, mucho menos, entre una jugada táctica o estratégica. El sólo calcula miles de variantes y al final, dependiendo de un algoritmo de decisión: positivo o negativo, elige su jugada; y lo más triste de todo, es que jamás tendrá idea si la jugada realizada es genial o no. Sólo le importa el resultado binario: 0=mala (?), 1= buena (!).

• Un computador podrá jugar mejor que un GM pero jamás disfrutará del juego.

• Una partida de ajedrez apegada a la teoría es como una pieza musical interpretada con partitura: no hay riesgos de disonancias; pero tampoco hay destellos de genialidad. De "Chaturanga: cuentos para ajedrecistas".

• Uno puede tener toda clase de problemas en el día y, sin embargo, en la noche puede dormir; pero, ¡ay, de que pierdas una partida!, se te convertirá en pesadilla: analizando una a una las jugadas.


AXIOMA DEL AJEDREZ

“Soy tu reina, pero me juego la vida por ti...”, G.C.V


Un ajedrecista que no proteja su reina merece que le den jaque mate.


JAQUE AL REY


Me
entretuve
con una dama
y
perdí…


GerCardona. Bogotá, octubre 8 de 2015 (Derechos Reservados)

Texto agregado el 28-07-2019, y leído por 16 visitantes. (0 votos)


Para escribir comentarios debes ingresar a la Comunidad: Login


[ Privacidad | Términos y Condiciones | Reglamento | Contacto | Equipo | Preguntas Frecuentes | Haz tu aporte! ]