TU COMUNIDAD DE CUENTOS EN INTERNET
Noticias Foro Mesa Azul

Inicio / Cuenteros Locales / guidos / La injusticia y la Super Ocho.

[C:606252]






Hay veces que uno busca y rebusca ideas para desarrollar algo decente y en esas vueltas esquivas no asoma nada que pudiera esperanzarnos. Es un mastique de situaciones que se mezclan con otras en un charquicán incomible. Podría intentar escribir algo sobre aquel joven que realizaba malabares con unas espadas en Panguipulli y que al ser encarado por tres carabineros, solicitándole su carnet, se ofuscó acaso por la cercanía de esos personajes que tantos anticuerpos han sembrado en la piel tensa de los manifestantes desde octubre del año antepasado. Al no portar su cédula de identidad, es apuntado por un sargento segundo que por su físico rechoncho podría representar con bastante éxito en las tablas a Sancho Panza. Pues bien, la vida real le destinó un papel mucho más ingrato. Como ingrato fue también el del joven al que un aleatorio infortunio colocó sobre sus espaldas una esquizofrenia que manejaba a duras penas. El final de esta historia ya es conocido y no vale la pena redundar en ello. Prosigo. A propósito de nada, recuerdo que un compañero de labores me ofreció una proyectora para películas de ocho milímetros. La tenía guardada en el desván y no la utilizaba, pero pensó que yo podría sacarle partido ofreciendo funciones en juntas vecinales, cumpleaños y miles de situaciones que discurriera con esta imaginación prodigiosa que me gasto. Sin meditarlo demasiado, se la compré y partí con la proyectora y dos películas: una de El libro de la selva y otra que parecía ser la escena aislada de algún film, en el cual unos tipos navegaban por un río anchuroso. La proyectora poseía sonido así que me aprendí de memoria los diálogos de las películas, las que rebobinaba una y otra vez para disfrutarlas. Claro, al final todo aburre, ofrecí unas cuantas funciones a un par de grupos, arrendé algunas películas para proyectarlas, pero el negocio no daba para más. Al final, la proyectora quedó arrumbada en un ropero hasta que se la vendí a un amigo para salir de un apuro. Se entenderá que la historia tampoco da para más y es sólo una concatenación misteriosa con el relato primero, aquella historia triste que por sus características provocó la indignación llameante de la gente, que incendió varios edificios públicos y continúa ardiendo por esa injusticia que al contrario de la justicia no es para nada ciega porque con el rabillo de su ojo manipula hechos y circunstancias.
Ahora recuerdo cuál es el lazo que une a estas historias. El amigo al cual le vendí la proyectora también fue detenido por los carabineros. No portaba cédula de identidad y tampoco los documentos del vehículo que conducía. No huyó, por supuesto, y sólo debió cancelar una onerosa multa. Creo que vendió la proyectora para poder pagarla.













Texto agregado el 09-02-2021, y leído por 64 visitantes. (5 votos)


Lectores Opinan
12-02-2021 Los budista siempre tienen razón, todo aun cuando no lo queramos está unido por el lazo de las hilanderas del destino. Uno suele encontrar su destino en el camino que elije para evitarlo. me gustó tu relato. la dictadura nunca se fue de Chile, tan solo cambió de una militar, a una mucho más malévola; la dictadura del Dios dólar. Saludos desde Iquique Chile. vejete_rockero-48
12-02-2021 Muy buena e interesante. Me gusto como lo contastes. jaeltete
09-02-2021 —Presentas dos casos para juzgar, uno en lo criminal y otro en lo civil. —Los hechos circunstanciales son los causantes de consecuencias, buenas y/o malas, trascendentes y/o intrascendentes, y serán los actores de la justicia, fiscal, defensor y juez quienes nivelaran o inclinaran la balanza según sean los ángulos en que cada uno se situé. —Saludos. vicenterreramarquez
09-02-2021 Coincido por completo con Mario. Felicitaciones por tu narrativa, Guidos. MujerDiosa
09-02-2021 Una par de historias enlazadas como al azar y pretendiendo ser cotidianas; pero la verdad es que nos muestran esa facilidad que tienes para contar historias sin que parezca que las cuentas. Un placer leerte, amigo. maparo55
Ver todos los comentarios...
 
Para escribir comentarios debes ingresar a la Comunidad: Login


[ Privacidad | Términos y Condiciones | Reglamento | Contacto | Equipo | Preguntas Frecuentes | Haz tu aporte! ]