TU COMUNIDAD DE CUENTOS EN INTERNET
Noticias Foro Mesa Azul

Inicio / Cuenteros Locales / dokini / El Show debe Continuar

[C:609931]

El Show debe seguir
Voy a contarles la historia de un entrañable personaje del mundo del espectáculo, consulta permanente periodistas, funcionarios y amigos.
Su nombre es Ismael Correa .
Había comenzado su carrera hacía 20 años como periodista de canal 8 , en “Aquí Noticias”, un mediocre noticiero con intenciones de magazine de actualidad. En estos tiempos no se convocaban como antes a los redactores y periodistas en los tan estresantes cierres de edición. Si mal no recuerdo Ismael tuvo algunas participaciones con editoriales de actualidad, en épocas de escaso personal por licencias de vacaciones.
Su trabajo lo había casi heredado, cuando sus compañeros de piso Mónica y César decidieron radicarse en la vecina ciudad de San Pedro confiándole el legado a Correa.
Manejaba un extenso archivo con personalidades de todas partes del mundo, sus historias, sus éxitos, sus fracasos, sus vinculaciones políticas, sociales, y religiosas.
El objetivo principal de ese compendio detectivesco no era otro que el poder elaborar en muy poco tiempo el obituario de cualquier personalidad que le sorprenda la muerte.
Si hay algo que caracterizaba a esta modalidad de información es que debía darse a conocer con la mayor celeridad. La inmediatez que implica la tarea se diluye rápidamente en el tiempo.
Claro está que va a depender de la trayectoria del fallecido y su grado de conocimiento de la población. Lo popular suma aunque lo de personalidad lo hace mas atractivo.
La elección del candidato era un tanto azarosa, tomaba en cuenta la edad, su profesión, antecedentes médicos, adicciones y cualquier otro aspecto relevante de su personalidad.
El suicidio era una barrera en su difusión, así como cualquier motivo que amerite morgue o autopsia. Perdía un poco de efectividad. Las largas enfermedades también anticipaban los desenlaces y con ello el impacto de la noticia.
Una muerte por accidente era el mejor momento para lucirse con el obituario.
Una vez que se seleccionaba el candidato se comienzaba la búsqueda de toda su trayectoria, haciendo hincapié en lo emocional que solía conmover a los lectores.
No eran necrológicas, eran historias detrás del fallecido, éstas eran un género menor dentro de la especialidad.
Una cuidadosa selección musical solía coronar un gran trabajo de producción, así como la edición de video y los comentarios.
La rapidez en publicar los obituarios hacía casi imposible el recuerdo de amigos o colaboradores del difunto. Solo se los podía relacionar con fotos o videos de otros tiempos.
Es sorprendente como muchas veces se demoraba los acontecimientos y había que actualizar nuevamente las bases de datos.
Tenía un caso de una Reina europea que ya llevaba varios volúmenes de información y se la veía rozagante como el primer día.
Las hay reconocidas comunicadoras que de un día para el otro nos muestras otras facetas y les arruinaban los trabajos.
Una gran emoción ponía todos los sentidos en movimiennto cuando se daba la primicia. Casi como una ablación en un trasplante los tiempos se acortaban, y según la hora del suceso podía resultar fatales.
Solo una vez se equivocó y se lanzó el obituario sobre una persona que no había fallecido. El difunto se le ocurrió morirse al día siguiente de la muestra, un imperdonable error que terminó con la profesión de Ismael.
Hoy suele reunirse con amigos, en charlas de café apostando a quien le llegará el homenaje.

Texto agregado el 28-08-2021, y leído por 45 visitantes. (1 voto)


Lectores Opinan
30-08-2021 Alguna vez todos tendremos uno. Sobre esa reina europea, qué decirte!.. sin duda gana el premio a mayor longevidad. Saludos, Sheisan
 
Para escribir comentarios debes ingresar a la Comunidad: Login


[ Privacidad | Términos y Condiciones | Reglamento | Contacto | Equipo | Preguntas Frecuentes | Haz tu aporte! ]