TU COMUNIDAD DE CUENTOS EN INTERNET
Noticias Foro Mesa Azul

Inicio / Cuenteros Locales / Justina (hechizada-1) - [U:hechizada-1] 











HE DECIDIDO HACER MI PEQUEÑA COLECCION CON ALGUNOS ESCRITOS FAVORITOS. NO PEDIRE PERMISO PERO POR FAVOR DEJARME SABER SI ALGUIEN QUIERE QUE QUITE SU ESCRITO. GRACIAS POR COMPARTIR SUS PRECIADAS LETRAS.
**************************************

MujerDiosa / "Poesía Hermética"

Emerge despaciosamente de un sueño secreto
la serpiente de Sabiduría.
Retuerce sinuosa y lentamente
su figura de plata líquida, pura energía platino
con ojos de esmeralda muy fríos.

Ha vivido siempre en la base lejos del ruido,
ha dormitado ahí un sueño de siglos,
hasta que la despabilaron por completo
rayos de oro pulidos,
y una arrasadora lluvia de sol se derramó
sobre sus escamas en tornasol.

Ahora inicia la ascensión
con giros hipnóticos,
acariciando seductora, la columna aún virgen
en una danza de fuego majestuosa.

Es el primer amanecer.
Acá se rasgarán de una sola vez, todos los velos.

Y el mundo entero gira y gira ante mis ojos
la cabeza da vueltas en sintonía perfecta.
Me recuesto,
debo hacerlo para que ella alcance la cumbre.
Las flores de inocencia parecen flotar
alrededor de un aroma suave
a manzanas, y caen.

Mi identidad despierta.
MUJERDIOSA

CIRCUNSTANCIAS Y TIEMPOS

Hay expresiones
que se ensanchan en todo el cuerpo, y en circunstancias
donde se ciñen con el tiempo.

Hay amaneceres
que se esclarecen a cierta distancia de la piel sintiendo, y
a cierto punto del silencio, cuando te envuelve yerto.

No obstante,
exhalas aromas poéticas desde los instantes de tu boca,
y desde los ramales cuales coloridos
se manifiestan en los valles
de la silueta.

Y tantas veces,
como la sangre rojiza conspire floralmente ante los ojos
esculpidos a fuego lento.

¿Pero, a que huelen las noches,
cuando se deshacen los capullos de lunas sobre tus cabellos?

¿A café sin azúcar?

¿O a universos cuales comprimidos
se ajustan a la órbita del alma, sin importar que los reflejos
acaricien tus fronteras
eternas.

Quizás.

Fabian de maza
crazymouse / Cleptomana


No puedo evitarlo, me nace un potente impulso de robar carteras, chocolatinas, maridos
Colecciono multas de tráfico y silbatos de policía.
cleptomana
__________


2018-06-07 17:38:47
+++++ ¿Me invitas?
cleptomana


¿Me invitas? Of course, te invito. Pero de veras lo siento.
Invito a versos, poemas, ilusiones fantasiosas,
pero pagando al contado, vendo mentiras piadosas.
Tú coleccionas tus cosas. Yo voy donde sopla el viento.

Tampoco puedo evitarlo, pero es porque no lo intento.
También yo robo carteras, chocolatinas, esposas,
agazapadas princesas y amistades peligrosas.
Colecciono fantasías y, como tú, también miento.

No me importa si eres hombre, mujer o simple invención.
No me importa si te ocultas o si el miedo manda en tí.
Lo que me importa es que quieras ocultar tu condición.

¿Me invitas? Of course, te invito. Y te invito por que sí,
porque yo no temo a nada y además soy un bribón
que colecciono fantasmas desde el día en que nací.

crazymouse (QEPD)
Ethos, pathos y logos (revisitado)

Cuando existe tenue distancia
entre la risa y la desgracia,
entre la gloria y la pena.
Cuando somos todos
crédulos títeres ensimismados
a merced de un comando supremo,
surge una voz, altiva e indolente,
una voz prominente, altisonante,
fantasía proyectada en mayúsculas,
retorica grandilocuente
y eficaz tragedia ensayada.

Entre la pena y la gloria,
surge una voz
que anula academicismos,
letrados dictámenes,
una voz que se enmaraña
en la oscura raiz del grito
y resurge atenuada,
diluida en pasajeras proclamas,
en esteriles mentideros
donde se confunde la pena,
calculada y prolífica
con la gloria incierta
del vil injusticiado.

Surge gloriosa, rabiosa
una imagen renacida
para popular deleite,
callada voz lisonjera
que se nos espeja
en atribulada lamuria,
velada lagrima compasiva.

Un autoengaño consentido,
que enmudece mudos,
silentes, desengañados
en significados sin significantes:
insignificante discurso.
Decía y dice el poeta,
hermano de voz y lamento:
"Lo misma da vencer
que hacer gloriosa la derrota"

Y yo...
abandero la causa:
voy a dejar mi bandera a medio mástil
y dejar que soplen otros vientos.
Con mirada perdida, solemne
y altivo academicismo enajenado
para ser aceptado por mis pares,
dejar disonancias deselegantes
para asentir sin discusar
y discursar sin un sentir
hasta que pase el temporal.

Mi fe inamovible,
diletante y febril
no es buena consejera,
siquiera amigable advertencia.
Utopia indolente
que me ciega
cuando la miro de frente
y me señala
ya no me reconozco.

Vistiendo la causa ajena,
enarbolo mi verdad a medias,
me invito a la objeción
y asumo la inconfidencia,
la vana virtud de la decencia
por una juiciosa imagen
que me dignifica, me agranda
y me ausenta de mi
para poder seguir viviendo.

CHIPI
Brindemos por la vida.



La vida y sus lecciones que acompañan
la dulce caminata de existir
el cuerpo bien erguido, a sus anchas
la vista puesta al frente y a seguir.

Que siempre los dolores hacen fuerte
y al respirar profundo se halla paz
el sol va iluminando los caminos
donando su energía ancestral.

La savia de la vida es de amores
los pasos de bondades son verdad
si todos transitamos ésa vía

la luz será más fuerte sin dudar.
A nadie cae mal una sonrisa
hoy brindo por la vida y su andar.
GSAP

"Minis"

El siquiatra le preguntó qué medicación estaba tomando para estar así de lúcido y calmo. Se lo dijo. El siquiatra llamó a la farmacia y la encargó para él.


Acudí a la cita primorosa y perfumada. En cuanto lo vi, supe que era pura fachada. Musité una excusa inverosímil y me alejé presurosa. Estoy segura que la fachada se derrumbó, escuché el estrépito.


Tuvo sus quince minutos de fama. Con la mano en alto, sosteniendo aún el cuchillo chorreando sangre, saludó a las cámaras.


Era él o yo. Hacía rato que estábamos enfrentados, finalmente lo vencí. ¡Era hora ya! y lo acosté en su cuna.
MUJERDIOSA
*****************************************************************************
LAS PIEDRAS LLORAN DE NOCHE


El amor peregrina por layas extrañas. Llegaste a mi vida como la niebla que baja por el perfil de una cuesta, sin hacer ningún ruido, sin tocar una puerta. Despacio, como arrastrando desvelos antiguos te metiste en mi alma barriendo mis silencios, decorando con claveles mi soledad y sacudiendo el polvo de mis nostalgias.

Una tarde de enero ya no fuimos dos sombras errantes siguiendo caminos, sino un solo cuerpo trenzado en el tiempo. Los lirios contuvieron su rocío, el claro de luna se arrodilló junto a tu ventana y el viento se alojó en una brizna de hierba. Ambos te dijeron lo que ya sabías: la fresca luminosidad de tu sonrisa convirtió mi corazón en una brasa, incendió el aire que respiro y me enseñó que la hojarasca empujada por el viento no hacía sino repetir tu nombre.

Fueron pocos días. No te merecía.

La parca envidiosa me robó tu aliento, y al llegar la noche, cuando el cierzo llora, hay dos sombras nuevas en el camposanto, tu cruz y mi agobio que anudan sus formas, húmedas de llanto, rotas por la pena. Para mí, postrado en mi quebranto, para ti que te marchaste ¡qué distinto será el invierno!


ZEPOL
Que seas feliz








Y se desplomaron desde las alturas, tal si fueran aves dislocadas, las palabras Que Seas Feliz y el viento se ensañó con ellas, remeciéndolas con su soplo insurgente para desdibujar sus desvalidas figuras, las que se recompusieron, ondearon y se desplegaron ahora como banderas de una patria inexistente o sólo palabras simulando ser pabellones de residencias celestiales. Y cuando estaban a punto de desplomarse sobre una casona solariega en medio de la campiña, una línea oscura comenzó a alargarse desde su portón principal en lo que simulaba ser la peregrinación de hormigas obreras, que no lo era, sino un concurrido cortejo fúnebre encaminándose al camposanto. Y las palabras, sabiéndose ajenas a tal propósito, fueron remontadas por un remolino que las alejó de allí y de nuevo fueron banderas bastardas amigándose con las corrientes que las arrastraron a un caserío. Un hombre fumaba ausente en una plaza desierta y las palabras se dejaron caer ahora como pájaros para engalanarlo. Pero el hombre cantaba a su amor ausente y plasmaba su tristeza entre pitada y pitada, obligada pausa para los desgarros de su voz. Y las palabras, frustradas y entendiendo su sinsentido, se dejaron llevar hacia cielos algodonosos, para remontarse sobre valles que apenas se intuían desde la bruma.

Una bandada de patos cruzó indiferente y se perdió en la lejanía. Que Seas Feliz continuaron su vuelo sin carta de navegación, a la voluntad de un ventarrón que las envió a la infinitud de los océanos. Y desde las alturas divisaron los espejos que dibujaba el mar y fueron dirigidas raudas a una embarcación de amplios velámenes grises. Pero ahora era la patria de las gaviotas. Y frustradas, las palabras se entregaron a la deriva de las más emancipadas corrientes, que las trasladaron a países lejanos. En dichos territorios sufrieron el rigor de la ventisca, de la nieve y de la copiosa lluvia. Hasta que de tanto derivar, se quedaron enganchadas en lo alto de un suntuoso edificio para transformarse en su enseña. Las personas se arracimaban en las puertas de aquel conocido banco, para conseguir el crédito que les aliviará sus penurias y lograr de algún modo honrar a esas palabras que ondean ahora en lo alto.

GUI
*******************************************
LA PRIMERA VEZ
¿Como habrá sido la primera vez antes de la primera vez? Quizás cuando niños nos topamos comprando helados en algún parque, o eras el muchacho bonito que fue a buscar la pelota cerca de donde jugaba con mis primos, aquel joven encantador que me decía en la biblioteca dónde podía encontrar tal o cual libro, quizás te pregunté alguna dirección, o te vi sentado y me devolví a mirarte...

¿Donde fue la primera vez antes de la primera vez que crucé una palabra contigo? Sin saber que luego las arrastrarías todas hacia tu nido
como un pequeño bandido, remolino colorido, enseñándome a surfear las olas que me llevarían por tus arrecifes.

Te hablé sin saber,
miré sin querer,
deseé cada una de las palabras
que como pequeñas abejas
eran expulsadas por tu aliento.

¿Cual será la fecha exacta de esa vez antes de la primera vez? ¿Tres o cuatro años antes, quizás diez, la vida entera, puede ser?
KLIO











Bibliografía:
Aprendiendo (Poema, 129 palabras)
Se solicita!!!! (Poema, 91 palabras)
La verdad (Reflexión, 19 palabras)
Reflexión (Reflexión, 149 palabras)
Llename (Poema, 85 palabras)
Ambos (Narración, 78 palabras)
Como debe ser (Reflexión, 106 palabras)
Mis honores no mis honorarios (Poema, 130 palabras)
Locura, lo cura o coincidencias? (Reflexión, 151 palabras)
Te acercas (Narración, 91 palabras)
Pasiones (Poema, 57 palabras)
A solas (Poema, 144 palabras)
Libros (Narración, 245 palabras)
Jugamos? (Poema, 161 palabras)
Entre pecados y milagros (Poema, 102 palabras)


¿Qué es esto?

[ Privacidad | Términos y Condiciones | Reglamento | Contacto | Equipo | Preguntas Frecuentes | Haz tu aporte! ]